Manolo García dejará pequeño mañana Euskalduna Jauregia

Actuará junto a su nutrido grupo en la que es la primera gira acústica de su ya larga carrera en solitario

20.12.2019 | 06:22
El cantante Manolo García ha agotado las entradas del Euskalduna.

bilbao - Pasó por los lampiños Los Rápidos y Los Burros, pero no fue hasta que formó El Último de la Fila cuando Manolo García vivió y disfrutó del éxito masivo junto a Quimi Portet. En su actual carrera en solitario exhibe el mismo reconocimiento popular, por lo que llena estadios, teatros y pabellones. Lo volverá a hacer en Bilbao mañana, en Euskalduna Jauregia, donde ha agotado todas las entradas y actuará en formato acústico.

Acústico, acústico, acústico. Así se llama la gira actual de García, en la que se muestra más próximo que nunca, asumiendo nuevos retos con valentía y sirviéndose de la sabiduría que le da su dilatada carrera. El músico catalán, también pintor en sus ratos libres, se presenta en formato especial, lo que supone una ocasión única para rememorar sus grandes éxitos desde una perspectiva diferente, cargando tintas en las guitarras españolas y acústicas.

Esta gira es la primera acústica de su dilatada trayectoria, que arroja luz sobre cuatro décadas de pop y rock en el Estado. "A mí me gusta el estruendo y soy bastante roquerete, pero me di cuenta de que nunca había hecho un acústico... y aquí estoy", explica el catalán.

Ahora, y tras poner una pica en Madrid durante varias noches, se acompaña de un nutrido grupo de músicos en su concierto bilbaino antes de finalizar el año en Barcelona con cinco citas. A su voz y guitarra acústica le acompañan en el escenario Ricardo Marín, Víctor Iniesta y Josete Ordóñez (guitarras españolas, acústicas y laúd); Juan Carlos García (piano, percusión y coros); Olvido Lanza (violín y chelo); Charly Sardà (percusiones) e Iñigo Goldaracena (contrabajo y acordeón).

García, de 64 años y que dice "cumplir ilusiones, no años", reivindica el derecho a "entusiasmarse con todo", y se sorprende al darse cuenta de que ha superado dos décadas en solitario. "¡Es ya más tiempo que estuve con El Último...!", responde. "Voy siendo de los veteranos", prosigue. Y cumplirá muchos años más porque, como canta, la música es todavía esa "llama febril" que le enciende. "Si no lo fuera, no seguiría. De joven estás disparatado, con la fiesta, el rock'n'roll, la carretera y creyendo que todo el monte es orégano. Ahora necesito la música, ratos para componer, tocar y ver a la gente disfrutar... Es algo vital y un oficio que me enamora", concluye.

cancelación Por otro lado, el promotor del espectáculo Carmina Burana y 9ª sinfonía previsto en el Palacio Euskalduna para este domingo, día 22, informó de la cancelación del mismo por problemas de última hora con la orquesta y coro. Las entradas serán devueltas por el mismo canal de compra. - A. Portero