El Gobierno rectifica y permite a los ayuntamientos gastar su superávit

Sacará un nuevo decreto que recogerá el 85% del texto que tumbó el Congreso la semana pasada

15.09.2020 | 01:15
María Jesús Montero, ministra de Hacienda, junto a las ministras de Educación e Igualdad, Isabel Celaá e Irene Montero.

"Rectificar es de sabios", dijo ayer la presidenta del PSOE, Cristina Narbona, después de que el Ministerio de Hacienda anunciara que va a impulsar un nuevo decreto ley para que los ayuntamientos cuenten con más recursos para hacer frente a la crisis del coronavirus que, entre otras cosas, incluirá la suspensión de la regla de gasto para el año 2020, y tendrá un impacto superior a los 3.000 millones de euros. No obstante, no se abordarán medidas relativas a los remanentes de tesorería de los ayuntamientos, por "falta de consenso".

Esta iniciativa llega después de que el Congreso tumbara el pasado jueves el decreto ley para la cesión al Estado de los remanentes municipales. Aunque la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, dijo que "no iba a haber una segunda oportunidad", la Ejecutiva del PSOE abrió la puerta a que elementos del decreto de remanentes se incluyeran en nuevas leyes.

Ayer, en declaraciones a La Sexta la ministra Montero aseguraba que el objetivo de este nuevo decreto es recuperar el 85% de las medidas que se incluían en el derogado decreto de remanentes, como la suspensión de la regla de gasto para este año. Asimismo, afirmó que su intención es que la regla de gasto también pueda quedar suspendida para 2021, aunque esto no se abordará en este decreto. Según aseguró, la suspensión de la regla de gasto "significará que los ciudadanos de nuestros pueblos y ciudades van poder disponer de mayores recursos para satisfacer las necesidades surgidas por la pandemia".

Medidas del decreto
 

La regla de gasto, incluida en la Ley de Estabilidad Presupuestaria de 2012 impulsada por el anterior Ejecutivo del PP, restringía a los ayuntamientos el uso del superávit presupuestario, ya que solo permitía a los consistorios destinar sus superávits para amortizar deuda o depósitos bancarios.

Sin embargo, el Consejo de Ministros aprobó el pasado 17 de marzo un decreto ley que contemplaba que las entidades locales pudieran destinar hasta 300 millones de euros del superávit de 2019 a financiar gastos de inversión en el área de servicios sociales y promoción social. También ampliaba el ámbito de las inversiones financieramente sostenibles, que incluye ayudas para familias, autónomos y empresas. Posteriormente, el Gobierno determinó que el importe máximo que cada ayuntamiento podría destinar a esas políticas sería el 20% de su superávit una vez atendidos los pagos a proveedores y la amortización de la deuda.

Ahora, el Gobierno volverá a proponer que se suspenda la regla de gasto en 2020 y, además, prorrogará el uso del superávit de 2019 para financiar inversiones financieramente sostenibles, cuyo impacto alcanza los 987 millones. Asimismo, se permitirá concluir en 2021 los proyectos de inversiones financieramente sostenibles iniciados en 2019 y que se estén financiando con superávit de 2018. Según el Ministerio, el impacto potencial podría alcanzar hasta los 621 millones de euros.

Además, habilitará la posible utilización del superávit de 2019 para financiar gasto en 2020, siempre que se cierre este ejercicio en equilibrio presupuestario. El nuevo decreto recogerá las medidas relativas a aliviar la situación de los municipios en peor situación económica. Así, podrán pagar sus deudas con la Agencia Tributaria y la Seguridad Social con recursos del Fondo de Ordenación. Estos ayuntamientos podrán cancelen sus deudas del Fondo para la Financiación de los Pagos a Proveedores acudiendo a préstamos con entidades de crédito.

el decreto

Diputaciones. Las diputaciones y entidades equivalentes podrán salir en ayuda de los municipios con problemas. Así, podrán formalizar préstamos con estas entidades locales y, además, destinar el superávit de 2019 a transferencias corrientes en favor de los municipios con problemas.

Suplementos. Se instrumentarán los suplementos de crédito necesarios para atender las entregas a cuenta de la participación de las entidades locales en tributos del Estado para fin de ejercicio.

Remanentes. Debido a la "falta de consenso" no se abordarán en el nuevo decreto medidas relativas a los remanentes de tesorería de los ayuntamientos.

" Los ciudadanos van a poder disponer de mayores recursos para satisfacer necesidades"

María Jesús Montero

Ministra de Hacienda

"En principio es una buena noticia, pero hay que ser cautos hasta conocer el decreto"

Eneko Goia

Alcalde de Donostia