MISIÓN #Moon2024

La NASA enviará por primera vez a una mujer a la Luna en 2024

09.02.2020 | 02:58
Una nave envía suministros a la Estación Espacial Internacional de la NASA (Foto de archivo).

La misión #Moon2024 lleva el nombre de Artemisa, que era  hermana de Apolo y diosa de la Luna

MADRID.  Así lo ha anunciado el administrador de la NASA, Jim Bridnestine,  en un acto con empleados de la agencia, en el que ha detallado que la  agencia del gobierno estadounidense responsable del programa espacial  civil mandará por primera a una mujer a la Luna.

"Nuestra misión #Moon2024 lleva el nombre de Artemisa, que era  hermana de Apolo y diosa de la Luna. Estamos entusiasmados de que  puedan aterrizar la primera mujer y el siguiente hombre en la  superficie de la Luna en el año 2024", ha indicado Bridnestine en un  mensaje publicado en su cuenta oficial de Twitter.

Bridnestine destacó en su encuentro con los empleados de la NASA  que el programa que enviará por primera vez a una mujer a la Luna  dará forma al futuro del organismo. "Este programa permitirá que una  nueva generación de chicas jóvenes, como mi hija, se vean a sí mismas  de una manera que no lo harían de otra forma", subrayó.

El anuncio llega un día después de que el presidente de Estados  Unidos, Donald Trump, anunciase a través de un tuit el retorno de las  misiones tripuladas a la Luna por parte del país americano.

"Bajo mi administración, estamos restaurando la grandeza de la  NASA y volvemos a la Luna, luego a Marte. `Estoy actualizando mi  presupuesto para incluir 1.600 millones de dólares adicionales para  que podamos regresar al espacio de una manera grande!", anunció Trump  en su mensaje en la red social.

Esto supondría que un gasto en la NASA de unos 22.600 millones de  dólares para el año fiscal 2020. Según documentos de la agencia  estadounidense, el aumento del presupuesto se destinará en gran  medida a la investigación y el desarrollo de un sistema de aterrizaje  lunar.

La solicitud de incrementar los presupuestos tiene lugar dos meses  después de que el vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence,  anunciara que reduciría a cuatro años el plazo de la NASA para poner  a los astronautas en la Luna de nuevo.

La NASA finalizó en el año 2011 los vuelos de sus transbordadores  espaciales, dependiendo desde entonces de Rusia para enviar sus  astronautas a la Estación Espacial Internacional (EEI).