El Alavés se atasca y el celta toma aire

El empate condensa la historia de un partido pobre, con pocas ocasiones y que no deja contento a nadie

08.02.2020 | 02:52
Partido entre Alavés y Celta.

Alavés0

Celta0

ALAVÉS: Pacheco; Navarro, Laguardia, Maripán, Duarte; Brasanac (Min. 74, Wakaso), Tomás Pina, Manu García; Inui (Min. 74, Rolan), Calleri (Min. 80, Bastón) y Jony.

CELTA: Rubén; Hugo Mallo, D. Costas, Araújo, Hoedt, Juncá; Okay (Min. 63, Beltrá), Lobotka, Jensen (Min. 67, Boufal); Brais (Min. 92, Jozabed) y Maxi Gómez.

Árbitro: Del Cerro Grande (Comité madrileño). Amonestó con tarjeta amarilla a Navarro, Duarte por el Alavés y a Okay y Hugo Mallo por el Celta.

Incidencias: Mendizorrotza, 18.882 espectadores. Takashi Inui cumplió cien partidos en Primera División.

gasteiz - El Deportivo Alavés y el Celta de Vigo empataron a cero en un partido que tuvo pocas ocasiones y escaso fútbol, en el que ni vascos ni gallegos lograron hacer gol y lograron un punto, respectivamente, que da aire a los gallegos y acerca al objetivo de la permanencia al equipo vitoriano.

Mientras el Alavés buscaba mover a su rival con pases horizontales, el plantel de Miguel Cardoso era más vertical y ponía a prueba a la defensa local prácticamente en cada ataque, aunque sin inquietar al portero extremeño y fue el chileno Guillermo Maripán estuvo cerca de superar a Rubén Blanco con un testarazo que se marcho fuera por poco.

En el 30 dio la respuesta uruguayo Maxi Gómez con un disparó desde la frontal del área, que atrapó Pacheco sin problemas, en el primer tiro a puerta de los gallegos.

La ocasión más clara para los vascos la tuvo su capitán Manu García, en el minuto 37, cuando aprovechó un despeje de la defensa celtiña para rematar de cabeza sobre la línea del área pequeña, pero el balón se marchó por encima del travesaño.

El Alavés apretó más a los vigueses en la segunda parte y una recuperación de Manu García estuvo cerca de convertirse en gol pero su zapatazo lo detuvo el meta visitante.

Pero los celestes aguardaron atrás en busca de alguna oportunidad al contraataque y en el minuto 65 Brais Méndez se encontró con un gran Fernando Pacheco, que voló para despejar su gran disparo que pudo haber adelantado al Celta.

Los vascos volvieron a llevar el peligro hacia su rival con las jugadas de estrategias, pero Blanco estuvo muy acertado para echar por tierra la mejor ocasión de los albiazules, en las botas del chileno Guillermo Maripán, quién remato a bocajarro pero superó al portero pontevedrés.

Con el paso de los minutos, las fuerzas se igualaron, el Celta se estiró y con la velocidad de Boufal rondó el área del conjunto babazorro, que no podía superar la defensa de cinco planteada por el técnico Cardoso.

El VAR anuló con acierto un gol de Maxi Gómez cerca de los instantes finales y aunque ambos lo intentaron hasta el último aliento, el partido concluyó con empate a cero. - Efe