Elizegi sale por la tangente

El presidente no define las pérdidas económicas que causará el covid y no entrar en Europa en un acto sin hueco para lo deportivo

18.07.2020 | 00:42
El presidente Aitor Elizegi, durante la exposición de ayer. Foto: Athletic Club

bilbao – Doce horas después de morder el polvo ante el Leganés en San Mamés y de perder cualquier opción de alcanzar Europa a falta de una jornada para la finalización del curso, más de uno pudo pensar ayer que el acto institucional lanzado por el Athletic en La Catedral serviría para conocer la valoración del presidente, presente en la multitudinaria presentación de un informe sobre el impacto socioeconómico del Athletic tomando como referencia la campaña 2018-19. Pero no. No hubo rastro del apartado deportivo. Sin ninguna reflexión acerca de lo ocurrido en el terreno de juego frente al conjunto pepinero más allá de que echó en falta a la afición "en la segunda parte", ni sobre el frío homenaje que tuvieron Mikel San José y Beñat Etxebarria en su última aparición como leones en el coliseo rojiblanco, el cual contrastó sobremanera con el brindado sobre el césped de San Mamés a Aritz Aduriz en mayo, la mañana se consumió sin que el máximo mandatario del Athletic ofreciera sus impresiones en relación a un final de liga en el que los leones no han cumplido su objetivo.

La palabra Europa, tantas veces repetida en los últimos meses, solo se escuchó en una ocasión con motivo de una pregunta lanzada al propio Elizegi instándole a definir las pérdidas económicas que provocarán en las arcas del club el coronavirus y la no clasificación continental. Sacó entonces el presidente, por sorpresa, su faceta más humorística al iniciar su respuesta advirtiendo de que "voy a hacer gala de la capacidad que tengo para ir por la tangente". Y fue lo que hizo. No mintió.

En medio de un inmediato desconcierto generalizado interrumpido por las tímidas risas de algunos de los presentes y sin dejar correr apenas los segundos, Elizegi agregó: "En este aspecto no me pongo gracioso, sino serio por la responsabilidad y la lealtad que tenemos que tener hacia el proyecto para devolver y reintegrar la entidad lo más saneada y sostenible posible cuando termine nuestro gobierno. Son épocas, fechas, días y tiempos de responsabilidad, de capacidad de gobierno, de ser serios, comprometidos y de prudencia asociada a la capacidad de comprometerte y proteger una entidad de este calibre y de esta trascendencia para entregarla de la mejor manera cuando tengamos que dar el testigo de este gobierno. Es lo que toca en este momento".

Y añadió, pasando de puntillas por el condicionante europeo, cuya no clasificación impedirá el ingreso de unos ocho millones de euros, que "habría circunstancias puntuales, por supuesto, en esa clasificación europea, pero me voy a extender, porque cuando decidimos jugar la final de la Copa del Rey con nuestra afición era 4 de mayo. Tenemos una de las aficiones tradicionalmente más leal de este ecosistema futbolístico y con una media de edad importante a la que llamábamos a diario y con la que teníamos una foto exacta del momento que estaban atravesando confinados en su hogar. Ellos, parte veterana de esta afición, tenían dos mensajes importantísimos. Uno era 'Quiero ver a mis nietos' y el otro era 'Quiero volver a San Mamés'. En esas circunstancias se toma la decisión sobre la final de Copa". Después de, efectivamente, salir por la tangente, el presidente quiso incidir a modo de cierre de su respuesta en que "me gustaría que cuando esta directiva mire hacia atrás haya hecho todo lo posible para que la entidad sea lo más fiable y sostenible posible. Lamento la extensión en la respuesta, pero tocaba, porque el impacto está todavía en estudio".

la moratoria al csd En relación a la solicitud cursada por Athletic, Madrid, Barça y Osasuna al CSD para que las juntas directivas no tengan que avalar con su dinero o patrimonio las pérdidas económicas provocadas por el coronavirus, Aitor Elizegi, que ya reconoció en los micrófonos de Radio Bilbao que el agujero económico de la temporada puede oscilar entre los 30 y los 40 millones de euros, no escondió ayer que "parte de los presupuestos para este ejercicio no se van a poder ajustar a lo presentado, porque las circunstancias de los últimos 150 días están complicando mucho cumplir algunas de las partidas, pero nosotros al cierre contable tenemos noticias positivas y, de nuevo, responsabilidad, valentía, mirada al frente y unión".

noticias de deia