'Más allá de la luna', un cuento moderno que llega a Netflix

El veterano animador Glen Keane debuta como director

23.10.2020 | 01:34
La cultura tradicional china llega a Netflix con 'Más allá de la luna'.

el veterano animador Glen Keane debuta como director con Más allá de la luna, un cuento moderno con referentes de la cultura tradicional china que llega a Netflix este viernes. "Me apasiona la idea de que tradiciones y folclore de diversas partes del mundo compartan sus fábulas y leyendas", declara el director de esta coproducción internacional que busca "que culturas distintas confluyan". Más allá de la luna narra la vida de Fei Fei, una niña decidida, con una gran inteligencia y una innata habilidad para la ciencia, que construye un cohete para viajar a la luna y demostrar la existencia de Chang'e, la diosa lunar de la antigua tradición china. Una emocionante aventura emocional musical sobre seguir adelante, aceptar lo inesperado y el poder de la imaginación.

Figura fundamental de los largometrajes de animación de la factoría Disney de los años 80 y 90, Keane fue animador de títulos como La sirenita, La bella y la bestia, Aladdin, Pocahontas o Tarzán, entre otros. Para su opera prima ha querido abrir fronteras y ha elegido China como escenario. "La película tiene raíces inspiradas en leyendas tradicionales chinas, como la de la diosa de la luna, Chang'e. Es una historia que todos conocen en el país asiático, pero no en el resto del mundo. Aquí está la parte fantástica de lo que significa un cuento de hadas", explica Keane a Europa Press. Para él, el cine permite conocer fábulas tradicionales de otros países y convertirlas en historias populares a nivel internacional. "Disney ya lo hizo con Pinocho, Dumbo o Bambi. Y varias historias como La dama y el vagabundo o 101 dálmatas se convirtieron en éxitos masivos y reconocidos por todos", argumenta, declarando que "Netflix quiere hacer lo mismo con la diosa Chang'e".

"Ha sido todo un descubrimiento para mí", manifiesta el director acerca de la experiencia de rodar sobre las tradiciones chinas. "Descubrí la importancia que tiene, en las familias, estar sentados juntos en la mesa a la hora de comer. Es lo que conecta a las diferentes generaciones, compartir la comida. He aprendido mucho en este proceso", declara. Y en ese deseo de que el resto del mundo conozca una antigua leyenda popular china, Keane se rodeó de un equipo casi íntegro de profesionales asiáticos. "Ha sido fundamental estar rodeado por gente de China y de otros países de Extremo Oriente. La mayor parte del equipo era de origen asiático, incluyendo las dos productoras", detalla. "Era esencial que detrás de la creación de los personajes hubiera artistas chinos", comenta, añadiendo que, incluso, se contó con profesionales asiáticos para la banda sonora, compuesta por Steven Price. "Hemos utilizado instrumentos tradicionales del país para darle mayor autenticidad", declara. Además de contar con un equipo mayoritariamente asiático, Keane también quiso que la producción fuera liderada, en los diversos departamentos, por mujeres. "Para mí, era fundamental", agrega.