Sin argumentos para el gol

Justo empate entre Real Madrid y Real Sociedad

Real Madrid y Real Sociedad firman un justo empate tras rivalizar en juego y errores, tirar de cantera y dar la bienvenida al ilustre David Silva

21.09.2020 | 01:14
Real Sociedad 0 - Real Madrid 0

Real Sociedad 0

Real Madrid 0

REAL SOCIEDAD: Remiro; Gorosabel, Aritz, Le Normand, Muñoz; Guevara (Min. 88, González de Zárate), Merino, Portu; Oyarzabal (Min. 75, Januzaj), Barrenetxea (Min. 75, Bautista) y Alex Isak (Min. 62, David Silva).

REAL MADRID: Courtois; Carvajal, Varane, Sergio Ramos, Mendy; Kroos, Modric (Min. 69, Valverde), Odegaard (Min. 69, Casemiro); Rodrygo (Min. 69, Marvin), Vinicius y Benzema.

Árbitro: Martínez Munuera (Comité Valenciano). Amonestó Barrenetxea, Muñoz, Mendy y Carvajal.

Incidencias: David Silva volvió a jugar en LaLiga diez años después de su último partido, tras una década en el Manchester City. Debutaron los jóvenes del filial Marvin Park y Arribas en el Real Madrid.

donostia – El Real Madrid comenzó la defensa del título con un empate sin goles ante la Real Sociedad, en un partido igualado en juego y también en errores en los metros finales que abocó el encuentro a quedarse en tablas, justo reparto a lo que aconteció en el Reale Arena.

El conjunto de Zidane, que comenzó una semana más tarde la Liga por haber disputado la vuelta de octavos de Champions con el City, salió dominador, con todas las cautelas ante un rival que le ha ganado tres de los cinco últimos partidos y mantuvo una posesión de balón que obligaba a los donostiarras a correr sin poder generar peligro en la portería de Courtois.

La presencia de Martin Odegaard pareció influir en el devenir del primer tiempo y los blancos encontraron espacios por el otro lado del campo, aunque sin llevar peligro a la meta de un solvente Remiro.

Se animó el encuentro, Benzema dispuso de una buena oportunidad pero el Real Madrid sufrió en el último suspiro en un remate claro de Isak que desvió Courtois, en la mejor ocasión de los primeros 45 minutos.

La Real se lo creyó en el segundo tiempo, y en la primera combinación que hizo, recordando el juego vistoso de la pasada temporada, llegó una trenzada jugada entre Gorosabel, Oyarzabal y Barrenetxea que ejecutó un gran pase del capitán blanquiazul, pero su remate salió rozando el poste izquierdo de Courtois en lo que parecía iba a ser el 1-0.

El Madrid tuvo que ponerse las pilas para cerrar la banda izquierda de los vascos, por donde empezaba a llegar peligro serio para sus intereses. El partido comenzó a descontrolarse, ambos equipos querían el gol y daban y defendían sin solución de continuidad, lo que iba a pasar factura en el plano físico con tan pocos minutos en las piernas de ambas plantillas.

Los espacios comenzaban a ampliarse, Barrenetxea no tenía freno aunque la Real no podía confiarse porque el conjunto blanco también se estiraba con peligro en cuestión de segundos y volvió a generar peligro en las botas de Benzema y Carvajal.

Entró David Silva, de vuelta a LaLiga una década después de abandonar el Valencia, en un claro mensaje de Imanol Alguacil de que iba a por los tres puntos, mismo deseo de un Real Madrid que no marcó porque Remiro y el palo evitaron el duro disparo de Benzema y el guardameta de Cascante, esta vez sin ayuda, otro de Kross cuando más apretaban los blancos.

Ambos equipos parecieron conformarse con el punto, Zidane dio minutos a los jóvenes Marvin y Arribas pero el partido no daba para más: la pólvora está por secar en estos primeros compases de competición.

noticias de deia