Laliga Santander

Otra sinfonía de Messi

Con Dos goles, otras dos asistencias y mil detalles del genio futbolístico, el Barça recupera el liderato a la espera de lo que haga hoy el granada

09.02.2020 | 20:51
Messi lanza la falta para marcar el 3-1.

Barcelona5

Valladolid1

BARCELONA: Ter Stegen; Semedo, Piqué, Lenglet, Jordi Alba (Min. 78, Sergi Roberto), Sergio Busquets, De Jong (Min. 60, Rakitic), Arturo Vidal, Messi, Luis Suárez y Ansu Fati (Min. 63, Griezmann).

VALLADOLID: Masip; Porro, Kiko Olivas, Joaquín Fernández, Barba, Nacho (Min. 32, Salisu); Míchel, Anuar (Min. 53, Hervías), Óscar Plano (Min. 66, Ünal), Waldo y Sergi Guardiola.

Goles: 1-0: Min. 2; Lenglet. 1-1: Min. 15; Kiko Olivas. 2-1: Min. 29; Arturo Vidal. 3-1: Min. 34; Messi. 4-1: Min. 75; Messi, 5-1: Min. 77; Luis Suárez.

Árbitro: Alberola Rojas. Mostró tarjeta amarilla a Barba, Sergi Guardiola y Michel.

Incidencias: Camp Nou, 59.896 espectadores.

barcelona - Un Leo Messi estelar lideró la goleada del Barcelona ante el Real Valladolid y devolvió el liderato al conjunto azulgrana, cuyo fútbol sigue sin brillar pero ya encadena cinco victorias en LaLiga Santander. Dos goles y dos asistencias del 10 enterraron las aspiraciones del cuadro pucelano, que en el Camp Nou puso fin a su racha de cinco partidos consecutivos sin conocer la derrota.

El encuentro empezó de forma inmejorable para el Barça. Un mal despeje de la defensa visitante en la primera llegada azulgrana lo aprovechó Lenglet para fusilar a Masip, dentro del área, y adelantar a su equipo a los dos minutos. Fue el único tanto en el que Messi no apareció.

Del equipo de Ernesto Valverde no volvía a haber noticias hasta los 14 minutos, con la primera aparición del capitán azulgrana, en un tímido lanzamiento de falta que Masip atajó sin problemas. En la jugada siguiente, la fortuna se alió con la escuadra castellana. Michel botaba una falta lateral envenenada que dejaba en falso a la zaga local y también a Ter Stegen. Kiko Olivas estuvo atento al rechace para marcar gol. El 1-1 sentó bien al Valladolid, cómodo con una defensa de tres centrales y tan poco exigido por la delantera azulgrana.

Por el bando local, Ansu Fati, que hoy salió de titular en detrimento de Griezmann, era el único que amenazaba a los pucelanos encarando por banda izquierda, pero sin la exuberancia ni la efectividad con la que irrumpió en LaLiga hace semanas.

Así que tuvo que ser Messi -siempre Messi- el que saliera al rescate. Primero con una asistencia sensacional que Arturo Vidal cazó sin dejar caer el balón al césped, a los 29 minutos, tras romper la línea defensiva del Valladolid. Y cinco minutos después, con un obús en el lanzamiento de un libre directo desde más de 20 metros que hizo inútil la estirada de Masip.

Ya en la segunda parte Messi anotó el 4-1 tras un control orientado, media vuelta y otro obús con la zurda. El 5-1 fue un pase brutal a Luis Suárez.

noticias de deia