“Lortu dugu”. “Lo hemos conseguido”. Los varios carteles con esta frase que durante hoy miércoles se exhibían orgullosos en Usansolo no solo era el lema de la jornada, también era un sentimiento para una gran mayoría de vecinos del nuevo municipio de Bizkaia, el 113. 

La aprobación por la mañana en el pleno de las Juntas Generales celebrado en Gernika de la desanexión de Galdakao ha supuesto para muchos usansolotarras la culminación de un camino arduo y prolongado en el tiempo, casi 40 años.

Por eso hoy el nuevo municipio lo está celebrando por todo lo alto en una jornada previa a las fiestas de San Andrés que, oh casualidad, se celebran este fin de semana. La nueva localidad legalmente constituida bajo el amparo de la norma foral, está engalanada con banderines verdes, el color que ha imperado en su reivindicación de independencia, una carpa que esperaba a llenarse presidida por una pancarta que rezaba “113 udalerria”, además de varias del referido “Lortu dugu”.

Ya la fiesta empezó a la 7.30 de esta mañana, hora a la que quedaron casi centenar y medio de vecinos para acudir a la Casa de Juntas de Gernika y ser testigos de la aprobación de la segregación. Solo una treintena han podido verlo en directo desde los asientos de invitados, el resto han tenido que esperar fuera. No lo han hecho mucho tiempo.

La aprobación era de los primeros el primeros puntos del orden del día y tras la luz verde obtenida, todos los congregados se han fundido en abrazos a la salida del parlamento vizcaino.

Tras volver al ya sí pueblo, y no barrio de Galdakao, la jornada ha transcurrido tranquila hasta poco antes de las cinco de la tarde. Mientras tanto, los bares de la localidad se han preparado para la fiesta. Las camareras del bar Kuluxka, en la plaza central, han preguntado al jefe del establecimiento “¿Dónde había botellas de champán para meterlas en el congelador para enfriar?” ya que intuían la que se avecinaba después de que cuatro amamas pidieran pocos minutos antes sendas copas de espumoso y acabaran con la existencias de cava frío. 

5

Fiesta en Usansolo tras conseguir la independencia José Mari Martínez

Kalejira de celebración

“Aquí no hemos ido nunca en contra de Galdakao, ha sido ir siempre a favor de Usansolo”

Iñaki Urgoiti - Edil en Galdakao por Usansolo Herria

Cuando decenas de usansolotarras acudieron a recoger a sus txikis al centro escolar de Usansolo, más de una decena de coches fueron engalanados en el parking cercano para la kalejira ruidosa que poco después ha recorrido la localidad en tono festivo y de celebración. Banderas de Usansolo, canciones, gritos, pitidos y abrazos, todo un ambiente de regocijo que ya no paró hasta bien entrada la noche. Entre, los participantes de la marcha se encontraba Iñaki Urgoiti, uno de los dos ediles que consiguió Usansolo Herria en la corporación de Galdakao como plataforma vecinal que se presentó a las últimas elecciones municipales. Mientras varios txikis bailaban alentados por sus amas al lado, Urgoiti ha confesado a DEIA que “estamos viviendo este día con una emoción terrible y sentimientos de todo tipo”. Y es que han sido cerca de cuatro décadas las que han transcurrido desde que los primeros vecinos buscaran su independencia de Galdakao “llenos de obstáculos y problemas”, ha indicado y que todavía, era consciente, puede que aún no hayan acabado. 

“Somos el pueblo 113 de Bizkaia”

Eso puede ocurrir si desde Madrid se recurre la desanexión por no cumplir la Ley estatal de Bases de Régimen Local que indica que no puede haber segregación de futuros municipios si están por debajo de los 5.000 habitantes, como es el caso de Usansolo. “Hemos trabajado con la norma foral, la hemos cumplido escrupulosamente y hoy solo hay que decir que somos el pueblo 113 de Bizkaia. No contemplamos otro escenario”, declaraba exultante Urgoiti. Razonó la postura segregacionista en las consultas populares, que la avalaron en dos ocasiones de forma mayoritaria, y en que “aquí no hemos ido nunca en contra de Galdakao, ha sido ir siempre a favor de Usansolo”.

17

Vecinos de Usansolo celebran la independencia en Gernika OSKAR GONZÁLEZ

“Ser de Usansolo es una identidad que siempre hemos tenido asumida entre vecinos y vecinas”

Leire Ortiz de Zarate - Natural de Usansolo

La marcha festiva de coches con los cláxones casi agónicos ha acabado en la plaza de la localidad donde debajo de la carpa habilitada centenares de vecinos esperaban vaso en ristre a brindar por la buenanueva. Boas de color verde para las amamas, pañuelos al cuello para ellos, vasos con el lema de la jornada, música festiva, chocolate para los más txikis, todo era alegría cuando la noche ha cubierto la localidad. Muy emocionada estaba Leire Ortiz de Zarate. Ha asegurado que es “una alegría materializar algo por lo que vienen luchando nuestros aitas y amas, porque aquí hay toda una historia y una lucha detrás, que la hemos vivido toda la vida”. También ha expuesto que “ser de Usansolo es una identidad que siempre hemos tenido asumida entre vecinos y vecinas, entonces hoy lo vivimos con mucha emoción y también con naturalidad porque, en nuestro día a día nos sentimos pueblo”.

Entre risas y felicitaciones y con la música de fondo a todo volumen, otro vecino, Iñaki Goikoetxea, ha declarado también su regocijo por la jornada y miró al futuro “porque ahora también viene un trabajo muy importante para empezar a ser un pueblo”.

Las celebraciones seguirán todo el fin de semana en el marco de las fiestas patronales donde se ha pedido a todo los vecinos que engalanen sus balcones y ventanas para sacar pecho y dejar claro que Usansolo es el nuevo municipio de Bizkaia.