Ertzaintza y policías municipales vigilarán el uso del cinturón y las sillitas infantiles

La campaña se desarrollará durante toda esta próxima semana

07.03.2021 | 16:27
La campaña dará comienzo mañana

La Ertzaintza, en colaboración con las policías locales, llevará a cabo a partir de mañana lunes una campaña de vigilancia del uso del cinturón de seguridad, tanto por parte de la persona conductora como por las personas ocupantes, así como de los sistemas de retención infantil, que se prolongará hasta el próximo domingo.

Según ha recordado la directora de Tráfico, Sonia Díaz de Corcuera, "la seguridad vial es una responsabilidad compartida entre todos los usuarios de la vía; corresponde a cada persona hacerse cargo de la seguridad a bordo de su vehículo, así como de la de las personas que viajan en él. El fundamento para que las carreteras vascas sean seguras es la utilización de nuestras vías de forma responsable y respetuosa."

El cinturón debe utilizarse en todos los asientos y estar correctamente abrochado, sin que está permitido utilizar pinzas o sistemas que alteren o bloqueen su funcionamiento. Únicamente está permitido que la persona conductora prescinda de él al aparcar o dar marcha atrás, o en el caso de que tenga un certificado médico o una discapacidad que lo avale.

También pueden estar exentos de utilizarlo, solo cuando circulen dentro de una zona urbana, profesionales de sectores como el del taxi, la distribución de mercancías, los servicios de urgencia y las autoescuelas.

Por su parte, los menores deben viajar siempre en los asientos traseros con sus respectivos sistemas de retención -sillitas o alzadores- debidamente homologados, salvo que el vehículo carezca de asientos en la parte trasera o que estos estén ocupados por otros menores en sus mismas condiciones. En tales circunstancias, excepcionalmente, podrán viajar en el asiento delantero, siempre con un sistema de retención adaptado a su peso y talla.

Las infracciones por no llevar puesto el cinturón de seguridad o por no utilizar los sistemas de retención infantil adecuados se consideran graves y pueden conllevar sanciones de 200 euros, así como la retirada de tres puntos del permiso de conducir, en el caso de las personas conductoras.

16 MULTAS EN BILBAO


El año pasado, solo en Bilbao, la Policía Municipal interpuso 16 sanciones en las campañas similares que realizó en la villa, 13 por no utilizar el cinturón y tres en relación con los dispositivos de retención infantil. Teniendo en cuenta que se inspeccionaron 2.179 vehículos en las campañas que se llevaron a cabo pese a los condicionantes derivados de la crisis sanitaria, esas cifras representan un 0,73% del total.

noticias de deia