Selección de 2019 y anticipo de 2020

Los estrenos más destacados del último año ceden el protagonismo a una nueva y abundante cosecha de automóviles cuya máxima prioridad es la electrificación

07.01.2020 | 11:23
El estreno del Peugeot 208 ha coincidido con los de rivales como el Clio y el Corsa.

SI el mercado del automóvil está en punto muerto no es por falta de posibilidades de elección. Puede que la clientela potencial sienta incertidumbre ante el panorama económico o albergue dudas respecto a qué tecnología adquirir, pero el frenazo de la demanda no obedece a un parón en la oferta de modelos. La catarata de novedades del año pasado va a tener continuidad esta temporada. Todo apunta a que en 2020 el diseño quedará supeditado a la ingeniería. Veremos, claro está, creaciones de siluetas sugestivas, pero sobre todo abundarán las versiones total o parcialmente electrificadas. La prioridad será reducir las emisiones contaminantes para cumplir los exigentes límites recién implantados por las autoridades europeas.

Destacados del año

La campaña 2019 se ha saldado con una copiosa y valiosa colección de modelos. A pesar de la desaceleración que continúan experimentando las ventas y de la fijación del público con el estilo SUV, muchas de las incorporaciones más significativas del año eludían esta corriente de diseño.

En la recta final de la temporada se ha producido el relevo casi simultáneo de tres modelos claves en el segmento de los coches compactos. Renault, Opel y Peugeot han mostrado las generaciones contemporáneas de Clio, Corsa y 208. El salto cualitativo es tan notable en los tres casos que podría devolver algo de tirón comercial a la categoría. Los emparentados Corsa y 208 son pioneros, además, en incluir en su gama convencional sendas versiones con motor eléctrico. La marca del rombo desestima esa posibilidad en el Clio porque ya cuenta con el ZOE, potenciado este mismo año gracias a una batería más capaz.

Otro de los focos de interés proviene de la categoría de los grandes SUV de lujo. Depara sobre todo una batalla tecnológica, un duelo que enfrenta al Audi e-tron y al Mercedes-Benz EQC para dirimir quién ostenta la supremacía en cuanto a impulsión eléctrica.

La marca de los aros ha sumado a su buque insignia Q8 esta otra creación con fisonomía de exquisito todoterreno y dos propulsores eléctricos (408 CV); el e-tron promete 400 km de autonomía. La firma de la estrella, por su parte, culmina la electrificación de su reparto mostrando un EQC de características equiparables: sus dos motores rinden 408 caballos y procuran tracción integral; anuncia un alcance máximo de 416 km. MB también ha estrenado este último año la nueva generación del Clase B.

BMW, que se incorporará más tarde a la pelea, tiene en los nuevos X7 y X5 unos buenos candidatos. Además, la casa bávara ha renovado los Serie 1, Serie 3 y Serie 7. Volvo, que se mantiene a la espera del inminente XC40 eléctrico, ha mostrado la berlina S60.

En la clase media brillan en 2019 las renovaciones de productos como el Ford Focus, el Mazda3, el Toyota Corolla y el Kia Ceed. Este último incorpora una original variante Crossover, el XCeed, con la que amplía su ya diverso reparto formal.

Dicha creación accede a la categoría de moda, que registra una constante incorporación de candidatos. Uno de los más exitosos es el C3 Aircross, que propicia la remontada de Citroën. También SEAT cosecha éxitos con el Tarraco, su tercer modelo de este tipo. El Rav4 de Toyota alcanzaba su quinta generación. Mazda ha sumado a su elenco el CX-30, producto a caballo entre el CX-3 y el CX-5. Volkswagen ha hecho otro tanto con el T-Cross, hermano menor del T-Roc. Hyundai ha renovado su popular Tucson. Nissan ha revolucionado el pionero Juke. Skoda cuenta desde otoño con el Kamiq, su modelo más escueto. Peugeot comienza a vender ahora el nuevo 2008, que está disponible también con impulsión eléctrica.


Parrilla de salida

La temporada recién comenzada va a deparar abundantes novedades. Aparecerá una multitud de propuestas motorices en las que la electrificación cobrará una importancia creciente. A esas versiones de modelos conocidos se añadirá, como cada año, una colección de nuevas creaciones.

Más que modelos puramente eléctricos, que los habrá, vienen coches provistos de distintos sistemas de impulsión mixta: unos convencionales, que combinan motores térmicos y eléctricos, y otros de hibridación suave en los que la parte eléctrica brinda solo un pequeño apoyo puntual. Son automóviles que homologan registros de CO2 contenidos, por lo que su venta puede contribuir a que los fabricantes reduzcan las emisiones medias de sus matriculaciones en 2020. De ese modo podrían eludir, o cuando menos atenuar, la amenaza de sanciones económicas que se cierne sobre ellos si superan los 95 g/km de dióxido de carbono.

El año arranca con fuerza. Hay marcas a las que el cambio de calendario les ha pillado en pleno lanzamiento de algunos productos. Renault, por ejemplo, se apresta comercializar una segunda generación de Captur tecnológica y estéticamente evolucionada, con la que quiere recuperar posiciones en el mercado. Casi de inmediato actualizará el Espace.

SEAT va a dar a conocer a finales de este mes el aspecto de la siguiente remesa del León. En la segunda mitad de curso podría hacerse realidad el el-Born, su modelo 100% eléctrico. Cupra, antigua división deportiva de la firma hoy independizada, anuncia para 2020 el Formentor, vistoso SUV de talla media con motorización híbrida (245 CV).

También es inminente la presencia en el mercado del Hyundai i10, que alcanza la tercera vida en un momento en el que los coches ciudadanos, manejables y austeros, cobran un renovado interés por su aportación medioambiental. El mes que viene VW tendrá el octavo Golf en los concesionarios, dejando para mitad de curso el estreno del eléctrico ID.3, un compacto con 204 CV y tres rangos de autonomía (330, 420 y 550 km).

Algo después, para primavera, entrará en activo la segunda generación del GLA. Mercedes-Benz transforma notablemente el crossover derivado del Clase A, que adquiere altura y empaque.

En esas mismas fechas llegarán las primeras unidades del Mini eléctrico, con 184 CV y 230 km de autonomía. Asimismo, tomará tierra la cuarta edición del Skoda Octavia, más refinada y espaciosa, que contará con una variante híbrida. También se convertirá en la cuarta la próxima entrega del Yaris, que se espera hacia verano; estará disponible únicamente con motorización híbrida.

Jeep va a aguardar hasta final de curso para mostrar el Gladiator, un llamativo pick up inspirado por el Wrangler. Mucho antes va a incorporar al catálogo las variante híbridas enchufables del Compass y del Renegade.