Dior renueva el traje masculino con estampados psicodélicos

En un desfile virtual, la casa francesa demuestra además que la ropa no tiene género

10.12.2020 | 20:06
La escenografía del desfile retransmitido por la web de Dior fue elaborada como una odisea espacial virtual.

Dior ha renovado la silueta del traje masculino, decorado con estampados psicodélicos y combinado con accesorios femeninos, para borrar las barreras del género en un desfile virtual que tuvo lugar fuera del calendario oficial de la Semana de la Moda. Para la línea otoño 2021de hombre, su diseñador, Kim Jones, colaboró con el artista callejero californiano Kenny Scharf, que creó unos coloridos dibujos para estampar camisas y accesorios.

La colección abrió con una serie de trajes en gris antracita de estética militar, con cinturones marcando la cintura, bolsillos a ambos lados de las chaquetas y cierres cruzados. Los pantalones eran fluidos con los bajos ligeramente ensanchados a la altura del tobillo. Por debajo del traje, camisas y jerséis de lycra estampados, que añaden un toque pop al formal uniforme.

Dior jugó con siluetas andróginas y prendas claramente creadas para ambos sexos, una reivindicación social que la industria de la moda ha acabado por asumir, como mostró recientemente la polémica portada de la revista Vogue en la que el cantante británico Harry Styles aparecía con vestidos de mujer.

ATREVIDO

Para no dejar lugar a la duda, la marca invitó a sus seguidores en redes a ver el desfile en su web con un vídeo en el que aparecían varias celebridades mundiales vistiendo los diseños que iban a mostrar en pasarela. Sentados delante de sus tabletas y ordenadores, la cantante Lily Allen y la modelo Lila Grace Moss vestían los mismos abrigos y jerséis que el actor británico Paapa Essiedu o el cantante colombiano J Balvin.

"La ropa no tiene género", reclaman en los últimos años activistas y otros trabajadores de la moda, una demanda que sin duda resulta más fácil de asumir –de momento– en las colecciones de hombre que en las de mujeres.

En cualquier caso, Jones se mostró atrevido en su propuesta para el otoño 2021, presentada fuera del calendario oficial de la moda parisina que tendrá lugar en enero y donde la firma presentará únicamente su colección invierno 2022, e introdujo además bolsos de asa corta colgados del hombro, un estilo tradicionalmente asociado a la mujer. "Cuando empezamos la colección, salíamos del primer confinamiento y quería aportar alegría, felicidad y esperanza", explica el creador británico de las colecciones hombre de la casa de lujo francesa en el vídeo que acompaña la presentación de la colección.

La línea más urbana de la colección estuvo protagonizada por chaquetas deportivas en pana, trajes de seda sin mangas y cazadoras deportivas, mientras el decorado espacial creado por Scharf puso un toque rosa en cinturones, broches florales y boinas de lana.

Los tonos grises destacaron en la sastrería mientras que en las prendas más callejeras, chaquetas a media pierna y pantalones de calle, predominaron los colores tierra así como toques de malva y berenjena en gabardinas e impermeables.

La novedad en lo que respecta a la silueta es la abundancia de chaquetas y abrigos con cinturón que se llevan con pantalones anchos y cortos que dejan entrever el tobillo por encima de los chunky boots azules o rosa vivo o pantuflas, un guiño al confinamiento que ha propulsado la moda del homewear , de vestir por casa.

noticias de deia