Rumbo a las semifinales de blanco

A unos días de entrar en la siguiente fase del Parejas, Zabaleta suma un triunfo rotundo con Jaka en Tolosa

08.02.2020 | 19:59
José Javier Zabaleta entra de sotamano en el Beotibar de Tolosa.Foto: Ruben Plaza

Jaka-Zabaleta 22-12 Laso-Mariezkurrena II

Duración: 42 minutos de juego.

Saques: 3 de Jaka y 1 de Laso..

Pelotazos: 275 pelotazos a buena.

Tantos en juego: 12 de Jaka, 1 de Zabaleta y 5 de Laso.

Errores: 4 de Zabaleta, 2 de Laso y 1 de Mariezkurrena II.

Marcador: 1-0, 3-0, 3-1, 10-1, 10-6, 11-6, 11-8, 12-8, 12-9, 14-9, 14-11, 21-11, 21-12 y 22-12.

Incidencias: Partido disputado en el frontón Beotibar de Tolosa. Lleno. En el primer partido, Bakaikoa-Aranguren ganaron a Darío-Tolosa (14-18). En el tercero, Arteaga II-Eskiroz vencieron a Elordi-Erostarbe (22-18).

Bilbao - Iker Irribarria y José Javier Zabaleta alcanzaron su octavo punto de la liguilla de cuartos de final del Campeonato de Parejas el 15 de febrero en el frontón de Larraintzar, en la penúltima jornada de la competición. El camino, con algunos vaivenes, tuvo cierto regusto plácido por la sensación de superioridad en su propuesta, centrada, sobre todo, en el músculo y en la diferencia que genera el guardaespaldas de Etxarren. En la última cita tampoco bajaron el ritmo y tumbaron a Víctor-Albisu en un encuentro espinoso, pero que ganaron con la vista puesta en la siguiente fase, ubicada después de dos semanas de travesía por el desierto.

Para tamaño tránsito, Zabaleta fue el único manista que optó por vestirse de blanco y firmar un compromiso con Aspe en los prolegómenos de las semifinales. No decepcionó ayer en el Beotibar de Tolosa, plaza de enjundia en Carnavales. Cerró buenos números junto a un compañero como Erik Jaka, el protagonista. El delantero de Lizartza está llamando a la puerta del estelarismo con puño de hierro en una racha que se alarga desde el cambio de año. El guipuzcoano logró ayer su décima victoria consecutiva -ganó su noveno partido el domingo en Beasain ante Ezkurdia- y no conoce la derrota en 2019. Jaka aprovechó en el Beotibar la oportunidad que le brindó su empresa frente a Unai Laso y Jon Mariezkurrena, que naufragaron en un envite corto y poco peloteado. El de Lizar-tza fue un vendaval rematador y firmó una actuación sin mácula y con excedente ofensivo. Terminó doce tantos, engordó sus números con tres saques y no encadenó fallos. Buena cosecha. Toc toc. La élite le espera. El GPS está bien dirigido.

El gobierno de Zabaleta, capital para la victoria, reitera su exquisitez. Únicamente tuvo un instante de duda. Por entonces, el luminoso estaba roto: 10-1. Unos yerros pasaron factura al de Sakana. Ese fue el único oxígeno para Laso, que acusó algún problema físico, y Mariezkurrena II. Estuvieron 10-6 los azules, pero no hubo más resguardo ante la tormenta. A raíz de que el pegador retomó el pulso, se derramó la pimienta. Ni pizca de emoción. Arrollador Jaka e impoluto Zabaleta, los de Aspe marcaron la pauta en el Beotibar. El delantero se pegó un auténtico atracón cerca del frontis.

De este modo, José Javier mantiene la chispa de los últimos envites en el Parejas a apenas unos días de comenzar la liguilla de semifinales. El navarro, actual campeón de la competición junto a Joseba Ezkurdia, comienza la siguiente fase ante Altuna III-Martija el domingo en Eibar tras salirse del guion en la preparación. No hay mejor entrenamiento que vestirse de blanco.