Valladolid 2-1 Espanyol

Una victoria que vale algo más que tres puntos

24.02.2020 | 06:16

VALLADOLID: Masip; Moyano, Kiko Olivas, Salisu, Raúl Carnero; Óscar Plano (Min. 72, Hervías), Míchel (Min. 63, Sandro), Alcaraz, Toni Villa (Min. 79, San Emeterio); Guardiola, Ünal.

ESPANYOL: Diego López; Javi López, Bernando, Cabrera, Didac; Embarba, David López, Marc Roca (Min. 85, Iturraspe), Darder; Wu Lei (Min. 85, Ferreyra), Calleri (Min. 70, Pedrosa).

Goles: 1-0: Min. 77; Sandro. 2-0: Min. 83; Guardiola. 2-1: Min. 90+; Embarba, de penalti.

Árbitro: Eduardo Prieto Iglesias (Comité navarro). Mostró cartulina amarilla a Raúl Carnero, del Valladolid, y a David López (mts. 16 y 24, roja y expulsión), Marc Roca, Embarba y Darder.

Incidencias: José Zorrilla, 19.645 espectadores.

valladolid - El Real Valladolid sumó ayer mucho más que una victoria, para la que tuvo que trabajar con intensidad durante todo el partido, ante un Espanyol que llevó a los locales a su terreno, con un juego muy pausado, pero que finalmente lograron romper los delanteros, Sandro y Guardiola.

Diego López vio la segunda cartulina amarilla en el minuto 24, dejando a su equipo con un jugador menos. Esta circunstancia fue un importante hándicap para el Espanyol, que se cerró en su campo buscando sorprender en alguna contra tras el robo de balón en el centro del campo o a balón parado, lo que estuvo a punto de lograr, en un remate de cabeza de Calleri, a bocajarro, que fue interceptado por Masip.

En el Valladolid no hallaban ideas en la faceta creadora, pero tampoco bajaron los brazos. Y ese trabajo se tradujo en una buena jugada de Carnero, que decidió disparar desde el exterior del área y cuyo rechazo cayó a los pies de Sandro, quien remató con potencia e hizo subir, por fin, el primer gol al marcador. El tanto dio alas a los de Sergio González, que decidieron volcarse en el área perica y, cinco minutos después Guardiola lograba el tanto de la tranquilidad. Embarba maquilló el resultado de penalti en el tiempo añadido. -

noticias de deia