COPA DEL MUNDO

Estados Unidos toca fondo

serbia jugará por el quinto puesto y condena a los americanos a la peor clasificación de su historia

09.02.2020 | 15:06
Estados Unidos cae ante Serbia y luchará por la séptima plaza con Polonia

Serbia94

Estados Unidos89

SERBIA: Bogdanovic (28), Jokic (9), Jovic (9), Lucic (15), Milutinov (7) -cinco inicial- Bjelica (8), Marjanovic (8), Micic (10) y Simonovic (0).

ESTADOS UNIDOS: Barnes (22), Harris (4), Mitchell (9), Turner (10), Walker (18) -cinco inicial-, Brown (4), López (2), Middleton (16), Plumlee (2), White (2).

Parciales: 32-7, 44-40 (descanso), 71-68 y 94-89.

Árbitros: Maranho (BRA), Jung (CHI), Castillo (ESP). Sin eliminados.

bilbao - Todo lo que va mal es susceptible de empeorar y Estados Unidos lo ha comprobado en la Copa del Mundo de China donde ha tocado fondo. Serbia se impuso en lo que debería haber sido la final, pero se convirtió en un intrascendente duelo por las plazas quinta a octava y condenó a los estadounidenses a la peor clasificación de su historia. Desde el Mundial de Indianápolis en 2002, no perdían dos partidos seguidos, pero entonces acabaron sextos, Ahora serán como mucho séptimos si ganan mañana a Polonia, que está por ver.

Serbia, también con la decepción en el cuerpo, entró mucho mejor al partido y en el primer cuarto ganaba por 32-7, un resultado vergonzoso para Estados Unidos que en el segundo cuarto casi devolvió el parcial a su rival, tal era el nivel de intensidad de los dos equipos. Los balcánicos estaban mejor armados y más acertados desde el perímetro y eso les permitió mandar siempre en el marcador. Los americanos llegaron a ponerse a dos puntos, pero Serbia, con Bogdanovic muy inspirado con siete triples, tiró de orgullo, por muy tocado que estuviera, y encontró el modo de llevarse un partido que a nadie le apetecía jugar.

Los estadounidenses echaron otra palada de tierra en su hundida reputación y, sin perder las formas, aprendieron para el futuro que donde se llega con el talento hay que hacerlo con el trabajo colectivo. En esta Copa del Mundo les han faltado las dos cosas y han pasado de ser el enemigo a batir a ser batidos sin nada que objetar por su parte.

Así, mañana jugarán por la séptima plaza en Pekín, donde hace once años lograron el oro olímpico con un equipo plagado de estrellas de la NBA. Por la quinta se medirán Serbia y la República Checa, que ayer ganó a Polonia por 84-94 en el duelo de revelaciones. Satoransky, Hruban y Bohacik, con 67 puntos entre los tres, condujeron a su selección a un éxito histórico. Ondrej Balvin sumó 9 puntos y 5 rebotes en 24 minutos.

noticias de deia