Ampliado el plazo de alegaciones al plan de Federico Martínez de Portugalete

La ciudadanía tendrá hasta el próximo 18 de septiembre para presentar alternativas al proyecto de Portugalete

18.08.2020 | 00:14

El Ayuntamiento de Portugalete amplió el plazo de información pública del plan especial Sunc-1/UE1, más conocido como el plan especial de Federico Martínez, iniciativa que es una de las principales cuestiones en materia urbanística de los últimos años en la noble villa jarrillera.

La ciudadanía jarrillera tendrá hasta el tercer viernes de septiembre para presentar sus alegaciones a un proyecto que fue aprobado inicialmente por el pleno municipal el pasado junio. En el caso de que se presenten alegaciones al plan, las mismas deberán ser resueltas por la propia Corporación municipal.

Así las cosas, la ciudadanía portugaluja puede acceder al documento urbanístico para su análisis a través de dos vías diferentes. La primera de ellas, acudiendo a las dependencias municipales, donde se les facilitará el proyecto y, la segunda de las vías para hacerse con el boceto de este plan especial es a través de la página web municipal. En ella haciendo la búsqueda de este plan aparece un documento con fecha del pasado 20 de julio en el que están incluidos todos los aspectos del mismo como, por ejemplo, el estudio acústico y el documento ambiental estratégico. En dicho documento también se puede consultar la aprobación inicial realizada por el pleno y la publicación de la misma en el Boletín Oficial de Bizkaia entre otros. Pero, sin duda, lo más interesante para la ciudadanía que quiera hacer sus alegaciones es la propuesta de plan especial que fue la aprobada inicialmente el pasado junio. Un documento de 190 páginas y que precisa de manera minuciosa qué se quiere hacer en esa zona de Repelega.

Del devenir de esta actuación urbanística están muy pendientes los vecinos tanto de la calle Federico Martínez como los de El Roble. Los primeros piden desde hace tres años que la actuación urbanística que se lleve a cabo en esa zona respete sus hogares y "no les emparede", mientras que quienes viven actualmente en la zona de El Roble están a la espera de que se hagan las viviendas previstas en este punto de la noble villa para poder ser realojados. En el caso de los vecinos de El Roble llevan más de dos décadas a la espera de que se materialicen los realojos prometidos.

Ahora, la ciudadanía tiene la opción, hasta el 18 de septiembre, de presentar las alegaciones que crean oportunas ante este plan especial que, en los últimos años, se ha convertido en una de las cuestiones que mayor movilización ciudadana han registrado en Portugalete.