Zornotza retumba cada año con la tambores

ES uno de los actos más populares y de mayor tradición de las fiestas de los cármenes de amorebieta-etxano

17.07.2020 | 12:52
Zornotza retumba cada año con la tambores

LA tradicional tamborrada que tiene lugar en las fiestas de El Carmen y Santanatxu de Amorebieta-Etxano es sin duda una de las tradiciones festivas con más arraigo de la localidad. Con más de setenta años de historia, su celebración ininterrumpida en las últimas cuatro décadas ha hecho que este acto popular tenga que ser cuidado para que perdure y se enriquezca con el paso del tiempo.

Y es que detrás de la tamborrada de Amorebieta-Etxano se esconden historias y años de mucho trabajo, incluso cuando las circunstancias sociales y políticas no eran las más apropiadas. Sin duda, cuando se habla de la tamborrada de Amorebieta, se habla de la colaboración desinteresada de muchas personas que han intentado mantener viva esta tradición y se habla de la familia González, 'Sema', con una vida ligada a la tamborrada que ha pasado por tres generaciones y también de Iban Ibarretxe.

José Mª González, 'Sema', fue director de la tamborrada durante más de tres décadas. "En el año 49 o en el 50, mi aita fue a ver la tamborrada de San Sebastián con unos amigos y al volver decidieron hacer lo mismo aquí. Mi aita fue el primer director de la tamborrada", recuerda. Los primeros ensayos los hicieron en una casa vieja en obras y durante muchos años era un acto sólo reservado para los hombres. "Yo empecé siendo un chaval, hacíamos más que el doble del recorrido que se hace ahora y al principio se solía celebrar el día de Santanatxu y luego se quedó como fijo el día de Santana hasta hace unos años que decidieron volver a cambiar", comenta 'Sema'.

A sus 80 años y después de toda una vida unida a la tamborrada son muchas las anécdotas que guarda. "Pasamos por una huelga de músicos de la banda municipal, cambiamos los recorridos, hubo un año que casi se suspende la tamborrada, pero disfrutábamos de los descansos, del ambiente, de todo. Tengo el orgullo de haber sustituido a mi padre como director de la tamborrada y que ahora sea mi hijo el que ocupe ese lugar. También conmigo entraron las mujeres a la tamborrada", apunta.

En el caso del músico y txistulari Iban Ibarretxe, su trabajo como director al frente de la tamborrada comenzó en 1999 y algo que en principio iba a ser para unos pocos años se convirtió en una labor que desempeño meritoriamente durante 16 ediciones. "Empecé con la tamborrada de adultos y luego también con la infantil. La verdad que la tamborrada es un momento que suele ser muy esperado por todas y todos los zornotzarras y es algo que se vive con mucha intensidad", comenta.

Desde 2016, el músico zornotzarra Jou González, 'Sema', hijo y nieto de los primeros directores de la tamborrada se hizo cargo de la dirección de la marcha con el reto de poder revivir e impulsar de nuevo una tradición que en los últimos años había perdido cierta fuerza. "Nos reunimos todos los cuerpos que componen la tamborrada y viendo que había años en los que la gente prácticamente había dejado de salir decidimos cambiar de día para intentar buscar un día cercano a un festivo, cambiamos el recorrido, parte del repertorio... La idea es ir buscando la novedad, buscar la participación y que algo tan importante como la tamborrada de Amorebieta-Etxano no se pierda nunca", asegura Jou González, 'Sema'.

Desde el organismo autónomo Ametx, encargado de gestionar los servicios de deporte, cultura y euskera del municipio, aseguran que "durante todos estos años la tamborrada de Amorebieta ha ido definiendo unos perfiles y unas características particulares y exclusivas que son las que confieren a este festejo ese carácter tan singular". Por ello, su objetivo será siempre el poder preservar ese carácter peculiar, colorista, participativo y festivo y que la tradición no se pierda nunca.