Bilbao prepara cambios estructurales para asegurar la entrada y salida en los centros escolares

Movilidad va a realizar un proyecto piloto para garantizar la seguridad vial

24.06.2021 | 11:59
El próximo curso habrá "cambios estructurales" en la villa para garantizar la seguridad vial en los centros escolares

El próximo curso escolar va a ser diferente, según ha afirmado esta mañana el concejal de Movilidad y Sostenibilidad del Ayuntamiento de Bilbao, Alfonso Gil. Ha adelantado que habrá "cambios estructurales" en la villa para garantizar la seguridad vial en los centros escolares, aunque ha pedido un "margen de confianza" porque no se trata de "dar un botón que peatonalizará una calle, sino que tendremos que hacer las cosas progresivamente". Por otro lado, ha avanzado que habrá medidas desarrolladas durante este curso que se van a "revertir" porque "ha habido medidas extraordinarias porque no se podían concentrar un grupo de padres y madres con sus hijos en una acera".

Alfonso Gil ha explicado que en todo caso se está trabajando en varios centros de la capital en algunos de los cuales en septiembre las clases comenzarán con el tráfico cortado. El concejal realizó estas declaraciones durante el debate, en el pleno de este jueves, de una proposición de EH Bildu que planteaba poner en marcha, de cara al inicio del próximo curso escolar, un proyecto piloto de auxiliares de movilidad denominado "Bidelagunak" dentro del marco del Programa EscolaresCaminos.

Finalmente, ha salido adelante una enmienda de modificación del equipo de gobierno, con la abstención de EH Bildu, PP y Elkarrekin Podemos, en la que se insta a la Junta de Gobierno local a "analizar, dentro del programa de Caminos Escolares la posibilidad de realizar una prueba piloto, junto con la comunidad escolar de un centro, con el objetivo de examinar las entradas y salidas del mismo".

En la defensa de su moción, la edil de EH Bildu Alba Fatuarte ha considerado "totalmente factible" poner en marcha este proyecto piloto de aquí al inicio de curso, y sobre todo, cree que es necesario hacerlo por "una cuestión de seguridad y de prevención".

A su entender, es una cuestión de "voluntad política y de presupuesto". En ese sentido, ha recordado que durante los meses de desescalada se ha contratado a personal por parte del Ayuntamiento para "poder realizar diversos cortes de tráfico puntuales para poder peatonalizar algunas zonas y que pudiéramos pasear de forma segura", con lo cual, ha considerado que "existen precedentes y fórmulas de poner este servicio en marcha de cara al curso en cuatro o cinco centros".

Desde el PP, el concejal Carlos García ha mostrado sus dudas de que la creación de los auxiliares de movilidad sea la solución "más adecuada o correcta" porque se trata de la seguridad vial en un lugar "clave y estratégico" como son los centros escolares y porque sería tratarlos como "de segunda categoría".

Por ello, ha dicho que el PP va "más allá" y propone que sean policías municipales en segunda actividad los que realicen este trabajo "media hora a la entrada y media hora a la salida" de los colegios. Tras señalar la necesidad de debate en este asunto, ha advertido que "lo que no puede ser" es que sean los propios padres los encargados de "organizar la seguridad vial de sus hijos, como están haciendo ahora" y ha pedido no olvidarse de la seguridad vial de "los centros concertados".

Por su parte, la portavoz de Elkarrekin Podemos, Ana Viñals, ha advertido de que, si algo "nos ha enseñado la pandemia" es que "tenemos que actuar con previsión y pensar cómo se quieren poner en marcha diferentes medidas". "La vuelta al cole la tenemos en septiembre y la enmienda que presenta el equipo de gobierno no concreta nada", ha criticado, para afirmar que "el problema es que seguimos sin oír si estos se va a valorar o analizar, si se va a hacer algo, porque da la sensación de que con volver a la normalidad se soluciona el problema y no es así".

Viñals ha asegurado que, desde Elkarrekin Podemos, estarán de acuerdo con toda propuesta que crean que puede ser "útil para avanzar en la mejora de los Entornos Escolares", pero ha advertido que "la solución parche adoptada en este curso, en el que han tenido que ser las familias quienes se han tenido que poner el chaleco amarillo y colocar mañana tras mañana una valla de plástico para cortar y regular el tráfico, no es una solución seria, ni segura, ni a largo plazo".

noticias de deia