Jugador del Valladolid

Míchel Herrero: “El domingo tenemos una batalla vital contra el Athletic”

Míchel Herrero, uno de los capitanes del Valladolid, atiende la llamada de DEIA en la antesala de un partido con Europa y el descenso en juego

09.02.2020 | 02:02
Míchel, uno de los capitanes del Valladolid, en el Bernabéu.

Míchel Herrero atiende a DEIA en la antesala de un partido con Europa y el descenso en juego

Bilbao - Míchel Herrero (Burjasot, Valencia, 29-VII-1988) figura como uno de los pesos pesados dentro del vestuario del Valladolid, donde los pupilos de Sergio González, decimoctavos a dos puntos de la permanencia, velan armas de cara al choque ante los rojiblancos. "Necesitamos puntuar como sea", advierte el centrocampista valenciano.

¿Cómo calificaría el encuentro del domingo contra el Athletic?

-Es un partido vital para nosotros, porque la clasificación por abajo se ha puesto muy dura. Conseguimos sacar adelante la anterior final que tuvimos en casa contra el Girona, no quedan prácticamente entradas para ver este partido y pondremos todo de nuestra parte para intentar ganar, porque necesitamos puntuar como sea.

¿Qué se respira estos días en el vestuario del Valladolid?

-Los ánimos han estado un poco bajos después de la última derrota en el Wanda Metropolitano, porque fuimos víctimas de un robo al no señalar el árbitro un penalti claro a nuestro favor por manos en los últimos minutos, cuando los propios jugadores del Atlético admitían que era penalti y daban por hecho que iba a pitarlo. Salimos un poco hundidos de allí, pero hemos ido recuperando fuerzas durante la semana y estamos ya mentalizados para afrontar un partido que será también muy difícil, porque el Athletic es un muy buen equipo.

¿Cree que hay una mano negra en contra del Valladolid o que los árbitros no les tratan con el mismo respeto que a otros clubes?

-Decisiones del VAR favorables a nosotros cuento una, que fue el penalti que nos pitaron a favor en Eibar, y en contra todas las demás. Te haces muchas preguntas y no quieres perder el tiempo en estas cosas al ser perjudicial para el jugador, pero lo único que pedimos es que los árbitros sean justos y no miren el escudo de cada equipo.

Ser el equipo menos goleador del campeonato con solo 29 dianas en 35 jornadas puede ser otra de las claves de que no tengan más puntos.

-Sí, cuanto más gol, mucho mejor. Siempre lo hemos dicho y es cierto que para marcar necesitamos varias ocasiones de gol y eso nos ha podido condicionar un poco, pero la culpa de estar en esta situación no la tienen los delanteros de mi equipo. Todos somos culpables, tanto para lo bueno como para lo malo, estamos dejándonos la piel en cada partido y eso es lo más importante, por lo que estamos tranquilos en ese aspecto.

El domingo reciben a un Athletic impulsado en la clasificación por su solidez defensiva.

-Así es. Cómo ha cambiado la película desde que visitamos San Mamés en la primera vuelta, cuando eran ellos los que estaban en una situación complicada. Era raro que estuvieran ahí abajo.

En aquel partido les marcó Aduriz con un peculiar lanzamiento de penalti. ¿Cómo lo recuerda?

-Nos pilló por sorpresa a todos, aunque nuestro portero reaccionó bien y casi lo para. El resto nos quedamos sorprendidos pensando si aquello era una broma e iba a lanzarlo de nuevo en serio, pero no. Fue una pillería de Aduriz y hay que aplaudirle.

Conocerá el dato de que el Athletic de Garitano no pierde cuando marca primero. ¿Considera crucial golpear primero el domingo?

-Sí, marcar primero sería lo ideal, pero veremos cómo transcurre el partido. La afición nos va a hacer un recibimiento especial, va a estar con nosotros desde el primer minuto y eso nos va a ayudar a salir a tope desde el pitido inicial.

¿Pesan las piernas cuando se juega con el agua al cuello?

-No es una situación cómoda, desde luego, pero tenemos el presupuesto más bajo de la Primera División y sabíamos que nos iba a tocar sufrir para mantener la categoría. Seguimos en la pelea y lo que tenemos que hacer es seguir dando la cara en cada partido que juguemos.

¿Hacen cálculos para intuir cuántos puntos podrían necesitar para mantener la categoría?

-No, solo pensamos en que el domingo tenemos una guerra o una batalla vital contra el Athletic en la que, si sumáramos los tres puntos, no tendríamos que fijarnos en ningún rival, seguramente.

¿En otro orden de cosas, la pasada temporada compartió vestuario con Villalibre, ahora en el Bilbao Athletic. ¿Qué sensaciones le dejó?

-Aquí no pudo cuajar una gran temporada al encontrar mucha competencia en Jaime Mata, pero es un gran jugador. Nos alegramos mucho de que no pare de meter goles y ojalá esté en el primer equipo del Athletic el año que viene.