Un pequeño SUV con vistas al campo

04.10.2020 | 01:14
La versión Scout acentúa la decoración todoterreno del Kamiq, pero ofrece las mismas cualidades dinámicas que las demás.

Skoda completa el repertorio del benjamín Kamiq con una interpretación Scout de indumentaria más aventurera. La ofrece solo con motores de gasolina (110 y 150 CV), a partir de 24.460 euros

eL Kamiq, benjamín del clan SUV de Skoda, estrena una ejecución Scout con marcado estilo todoterreno. Esa inspiración concierne solo al atuendo, por lo que las cualidades dinámicas no mejoran las del resto de versiones del modelo, concebido para desenvolverse entre aceras y no entre pinos. La marca checa anima la nueva definición con dos motorizaciones de gasolina, una de 110 y otra con 150 caballos; fija una tarifa oficial que, sin considerar posibles descuentos, comienza en 24.460 euros.

Esta última puesta en escena confiere, eso sí, un resultón porte aventurero al pequeño de la familia SUV (mide 4,24 metros, 14 cm menos que el Karoq y 46 menos que el Kodiaq). La definición Scout toma como referencia el acabado Ambition, al que agrega una dosis extra de finura y equipamiento, además de la característica ornamentación campera. La readaptación estética afecta tanto al contorno del vehículo como al aspecto de su cabina.

Esta lectura del Kamiq salpica su contorno con abundantes pinceladas plateadas, que dan lustre a protecciones frontales y traseras, carcasas de los retrovisores, difusores, barras y marcos de ventanillas. Para realzar la identidad todoterreno, los pasos de rueda van en tono negro. Las llantas de aleación, modelo Praga de 17 pulgadas (18 en opción), también son de color antracita. A su vez, los cristales van tintados. Completan la imagen unos faros traseros LED con intermitentes de encendido progresivo.

La ambientación interior también agradece el toque de distinción que proporciona el paquete de complementos Scout. Depara revestimiento negro del techo, acabado 'Dark Brush' en el salpicadero, así como asientos con tapicería especifica Scoutline. Procura, asimismo, iluminación interior LED naranja o blanca, y suministra de fábrica el sistema de acceso y arranque sin llave.

La versión Scout hace suyas dos de las motorizaciones TSI de gasolina al servicio del Kamiq. Son la 1.0 de tres cilindros, con 110 CV, y la 1.5 de cuatro, con 150. Ambas pueden combinarse con caja manual de seis velocidades y con transmisión automática DSG de siete relaciones. Otros acabados del modelo disponen de un abanico motriz más amplio. Suman a esas dos propuestas la básica de gasolina (95 CV), la TDI (116 CV) y una variante 1.0 G-TEC (90 CV) preparada para alternar gasolina y Gas Natural Comprimido.

La interpretación Scout se inscribe en la franja alta del reparto del Kamiq, justo por debajo de la cuidada terminación Monte Carlo. Sus dotaciones esenciales contemplan climatizador de doble zona, sistema multimedia con pantalla de 8 pulgadas y función de conectividad 'Smart link', sensor de aparcamiento trasero, sistema de frenada autónoma, asistente de mantenimiento de carril, llamada de emergencia y servicio ?koda Connect. De manera opcional, es posible completar el equipamiento eligiendo entre un menú tecnológico que propone recursos como Virtual Cockpit, cámara de visión trasera, detección de obstáculos en el ángulo ciego y accionamiento eléctrico del portón posterior.