Corea del Norte prohíbe a sus ciudadanos reírse durante once días

Kim Jong-un exige luto en el décimo aniversario de la muerte de su padre y acusará de crimen ideológico a quien muestre alegría

17.12.2021 | 19:49
Kim Jong-un, el líder supremo de Corea del Norte.

Las restricciones y medidas drásticas que el líder norcoreano, Kim Jong-un, impone a los ciudadanos de su país siguen sorprendiendo en occidente pese a que no dejan de sucederse. Prohibiciones, sanciones e incluso ejecuciones están a la orden del día, y muchas de ellas son difíciles de creer.

La última decisión del líder supremo de la República de Corea del Norte ha sido prohibir a sus ciudadanos reírse. No pueden exhibir ninguna muestra de alegría durante once días, ni siquiera tienen permitido realizar cualquier actividad que ni, por supuesto, beber alcohol en ese período de tiempo.

El motivo para esta extraña prohibición es que se celebra el décimo aniversario del fallecimiento de su padre y anterior líder supremo del país asiático, Kim Jong-il. Ya en los nueve años precedentes había decretado una semana de duelo en estas fechas, pero al ser un aniversario tan redondo ha decidido ir un paso más allá.

Este viernes día 17 es precisamente el día en el que falleció su padre a los 69 años de un paro cardiaco y en este día ni siquiera pueden abrir los comercios al considerarse de luto nacional.

Y todas estas medidas deben ser estrictamente respetadas. De hecho, se ha dado orden a la Policía de que extreme la vigilancia y de que detenga a toda persona que exprese cualquier muestra de felicidad bajo la acusación de crimen ideológico.

noticias de deia