El polideportivo de Balmaseda retoma su actividad

El acceso a las instalaciones se realizará con reserva y se parará a media jornada para desinfectar

15.09.2020 | 01:13
Una de las clases de pilates en la cancha central, antes de la pandemia.

 El Ayuntamiento de Balmaseda da hoy un paso más en la convivencia con el coronavirus al reabrir la piscina interior y los programas de multiactividad. Será mediante cita previa e intensificando los protocolos de seguridad: control de temperatura, higiene de manos, mascarilla obligatoria excepto en el momento mismo de realizar el deporte y una pausa entre las 15.00 y 16.00 horas para proceder a la desinfección de las instalaciones.

Mientras se habilita la opción de tramitar la reserva de forma telemática se puede gestionar llamando al número de teléfono 94 603 85 43 o acudiendo al polideportivo en el horario en que esté abierto –de lunes a viernes de 9.00 a 22.00 horas y, fines de semana, de 10.00 a 14.00 horas–. Con hasta una semana de antelación, se permitirá concertar un máximo de tres citas, que podrán ampliarse a otra más, siempre en el caso de que quedaran plazas vacantes.

Para extremar las medidas de prevención solo se utilizarán los vestuarios de la piscina y exclusivamente para usuarios que acudan a nadar, "salvo en casos muy excepcionales", según precisan desde el Ayuntamiento. Se podrán utilizar los aseos ubicados al lado de la conserjería y las duchas de la playa de la piscina, no las de los vestuarios, sin jabón, antes y después de nadar. Solo una persona podrá moverse por cada una de las seis calles que se trazarán para garantizar la distancia en el agua en turnos de hasta cuarenta minutos. Si hubiera demanda, "una de las seis calles por tanda se dedicaría al ocio familiar, con un aforo de una unidad convivencial por cada una". Con el objetivo de evitar el contacto en la entrada y salida de los vestuarios las franjas horarias "se definirán alternativamente como masculinas o femeninas" y está prohibido hacer uso de las taquillas. En su lugar, se pondrán a disposición de los deportistas cajas para depositar objetos personales de valor, así como las mascarillas. Por último, en la piscina de aprendizaje no se impartirán cursillos.

La oferta de multiactividad –pilates, spinning, hipopresivos, abdominales, combo fit, zumba, hitt y hitt + pump– contará con un aforo máximo de 16 personas, menos spinning, donde el tope se eleva a 28. Cada persona tendrá que respetar al menos dos metros de separación y cuatro metros cuadrados a su alrededor. En el gimnasio se delimitarán turnos de una hora con diez personas cada uno. Cincuenta minutos se emplearán para entrenar y los diez restantes, en desinfectar la sala y los aparatos. En todas las estancias, los usuarios dispondrán de papel y productos desinfectantes para que cada usuario ponga a punto aparatos o materiales después de ejercitarse. Los protocolos se actualizarán según lo marque la evolución de la pandemia este otoño.

Renovaciones

El Ayuntamiento de Balmaseda ha aprovechado el período de confinamiento para pintar y mejorar el polideportivo Errotarena. Además, la renovación del contrato renting lleva aparejado el cambio en máquinas de fitness y bicicletas de spinning. También será necesario sustituir la cubierta del edificio debido a un problema de goteras.

Durante la temporada de verano ha funcionado la piscina exterior con la campa colindante que ha proporcionado un espacio para poder respetar las distancias sin superar las 300 personas a la vez, entrada restringida a personas abonadas y cita previa. Cada usuario puede reservar tres a la semana.

Asimismo, se están poniendo al día los recibos del polideportivo en función de lo que realmente han podido disfrutar los usuarios una vez reabierto después del estado de alarma. Se ofreció la posibilidad de dar de baja los carnés de piscinas o multiactividad a las personas que no desearan regresar cuando la situación sanitaria posibilitara la reapertura, reembolsando la cantidad equivalente a los meses que el polideportivo cerró sus puertas. En julio se cobraron los importes que se debían antes del coronavirus, correspondientes al uso que sí se pudo realizar entre el 1 de enero y el 13 de marzo.