"Estamos capacitados para pagar las facturas en catorce días"

La concejala de Hacienda, Marta Ajuria, explica que al iniciarse la crisis se adoptó la medida de acortar los plazos

19.10.2020 | 01:10
Un grupo de personas, en una terraza de Bilbao.

La pandemia ha obligado a los Ayuntamientos a pensar en fórmulas que ayuden a sus ciudadanos a capear la crisis. Entre los sectores más afectados, se encuentran los autónomos, para los que Bilbao ha adelantado los pagos a 14 días con el fin de mejorar su capacidad de gestión de recursos.

Nada que ver con la situación de otros ayuntamientos como Jaén, Parla o Jerez de la Frontera en los que el incumplimiento de la Ley de Morosidad es flagrante. El que se encuentra en peor situación es el Ayuntamiento de Jaén, que debía en el mes de junio 85 millones de euros y tenía un periodo medio de pago de 693,08 días. Le sigue el Ayuntamiento de Parla, en la Comunidad de Madrid, que paga a sus proveedores en 439 días de media y debe 43 millones de euros. Mientras, el Ayuntamiento de Jerez de la Frontera paga sus facturas en 415 días y debe 60 millones de euros a sus clientes. Así no es de extrañar que a estos Consistorios les cueste encontrar un mecánico, incluso para reparar los coches de la Policía local.

La ley establece que el periodo de pagos es de 30 días, un periodo que Bilbao "cumple desde el principio porque tenemos tesorería. Nosotros podemos atender perfectamente". Hasta ahora, el Ayuntamiento estaba pagando en torno a 27 o 28 días, aunque la factura ya tuviera el visto bueno del área y de intervención. Sin embargo, fruto de la crisis del covid-19 y tras el documento que elaboró Bilbao junto con todos los partidos municipales, Bilbao Aurrera se incluyó en la parte económica para ayudar a los sectores con actividad económica una rebaja en los tiempos.

Así, una de las medidas adoptadas fue que aquellas facturas con importes inferiores a 1.200 euros se pagaban automáticamente. Meses después se subió este mismo criterio a aquellos recibos de hasta 3.000 euros.

El Consistorio considera que sí hay capacidad de gestión para continuar con este sistema. "Hemos dados este primer paso, pero viendo que la situación sigue y que esto se va a alargar en el tiempo vamos a valorar si podemos ir más allá con el tema de los pagos", señala.

Así, desde el 29 de junio las facturas superiores a 3.000 euros, una vez que las recibe el área, se fiscaliza y el interventor la contabiliza, se paga. "Se puede decir que es pago inmediato desde que está el okey. Estamos capacitados, salvo excepciones, de pagar en 14 días".

Ajuria cree que Bilbao está entre los ayuntamientos que más pronto paga y eso se debe principalmente a la factura electrónica. Los canales de pago facilitan mucho las cosas al contribuyente".