arratia-nerbioi

Tania y Mikel, dos ‘balas’ en la pista

Tania Castillo y Mikel García compiten en el club Saiatu-Javi Conde desde hace cuatro años

Ambos tienen récords de España en sus categorías y pueden acudir a los mundiales

09.02.2020 | 06:30
Tania Castillo y Mikel García han marcado tiempos de récord en sus respectivas categorías este año.

Ambos tienen récords de España en sus categorías y pueden acudir a los mundiales

Basauri - Por delante, tienen un camino lleno de retos que van superando uno por uno, con mucho esfuerzo y muchas ganas. No le ponen un pero a nada y entrenan como el que más, sin decaer, siempre pensando en dar un paso más, subir un peldaño más en el podio. Tania Castillo y Mikel García son dos de los atletas que forman parte del Club de Atletismo Adaptado Saiatu-Javi Conde, en el que están progresando a pasos agigantados.

Ambos acaban de lograr unas marcas que les permitirán medirse a los mejores en sus respectivas categorías. Y es que en el caso de Castillo, a sus 14 años, competirá en el Campeonato del Mundo Júnior en Nottwil (Suiza) después de haber conseguido las mejores marcas en los 100, 200 y 800 metros lisos en la categoría T38. La atleta paralímpica intentará traerse hasta Basauri alguna medalla. Castillo tiene una parálisis cerebral y acudirá a un mundial por primera vez, como una de las mayores promesas del club basauritarra, que cuenta ya con varios récords, como los de 200, 400, 800 o 1.000 metros a nivel estatal.

En el caso de García, con 23 años está en un momento de forma que lo puede llevar al mundial que se celebrará en Australia. El joven deportista que milita en el club basauritarra compite en la categoría T21, debido a que tiene Síndrome de Down. Si puede elegir, se queda con los 200 metros lisos, "pero también hago 100, 400 y 800", explica. Sus marcar son espectaculares, como por ejemplo el récord de España en los 200 metros o la mínima conseguida en los 800 metros. Son resultados que aún pueden mejorar, ya que llevan cuatro y tres años respectivamente practicando atletismo.

Los dos ya practicaban distintos deportes antes de entrar en la disciplina del Club de Atletismo Adaptado Saiatu-Javi Conde, "pero no a este nivel", cuentan. Para Castillo, encontrar un club como el de Basauri fue muy importante y Mikel conoció el club "en una jornada de la Fundación y mis aitas me apuntaron porque lo que quería yo era competir en campeonatos".

En su día a día, el atletismo se ha vuelto indispensable. "Es un forma de progresar, de entretenerme y también de hacer amigos", comenta la joven atleta. Tania Castillo cree además que "haciendo deporte se es mejor persona y me ayuda a pelear más en la vida". Para Mikel García, saltar a la pista de entrenamiento "es muy importante, me ayuda a sentir que soy bueno en esto y he aprendido que trabajando se consiguen muchas cosas", aunque "a veces sufro como todos, pero me lo paso muy bien".

Un esfuerzo diario Tanto ellos, "como nuestros compañeros y compañeras del club" Saiatu-Javi Conde lo dan todo, y no hay día que dejen de entrenar y esforzarse por superar sus mejores registros. En Artunduaga, en Basauri, lo hace cuatro o cinco días a la semana y unas dos horas por sesión, "más las carreras de los fines de semana", explican. Recientemente acaba de celebrarse el Meeting Paralímpico de Basauri, una cita de nivel internacional y en la que ambos tomaron parte y disfrutaron ante su público. En su casa se sienten muy a gusto, y "está genial porque conoces a gente nueva y hay una competencia que ayuda a mejorar". Además, "es muy bonito, lo pasamos genial y hay gente muy buena", apostillan ambos atletas que todavía tienen muchos retos en el futuro.

Tania Castillo suele participar en cross y en pista en campeonatos de Euskadi y a nivel estatal, "y ahora, en el mundial por primera vez", asegura ilusionada por el desafío que le espera muy pronto en Suiza. Lo mismo en el caso de Mikel García, quien asegura que "espero poder ir a campeonatos internacionales". Ganas y calidad, desde luego, no les faltan, por lo que esperan poder seguir llevando el nombre de su club allí por donde a competir, logrando resultados individuales y colectivos que suman a un palmarés envidiable.