Athletic 0- Deportivo 2

El Deportivo se encumbra en Lezama

un athletic desnortado se ve superado por un rival serio y descarado, que supo minimizar el juego bilbaino y apuntillar con dos goles, uno en cada periodo, que le sitúan colíder

09.02.2020 | 16:47
El Deportivo Abanca celebra su primer tanto, ante la defensa del Athletic.

Athletic0

Deportivo2

ATHLETIC: De la Nava, Valdezate, Gimbert, Ainhoa Alvarez (Min. 55, Jone Ibáñez), Oihane Hernández (Min. 46, Moraza), Unzué, Maite Oroz, Damaris, Cirauqui (Min. 55, Eunate), Lucía García y Yulema Corres (Min. 55, Azkona).

DEPORTIVO ABANCA: Misa, Cris, María Méndez, Noelia Villegas, Nuria (Min. 87, Miriam), Iris, Alba (Min. 90, Laura), Gaby, Teresa, Michelle Romero (Min. 81, Carlota Sánchez) y Peque.

Goles: 0-1: Min. 43; María Méndez. 0-2: Min. 83; Gaby

Árbitro: Fernández Ceferino (asturiana). Amonestó a la local Damaris y al segundo entrenador rojiblanco y a la visitante Gaby.

Incidencias: Unos 450 espectadores en Lezama.

Lezama - El Athletic sumó su primera derrota en Lezama frente al Deportivo Abanca, un contrincante que demostró sobre el terreno de juego por qué ostenta en estos momentos el puesto de Champions que otorga la Primera Iberdrola. El conjunto gallego es colíder con el Barcelona en una competición en la que, después de cuatro jornadas, el Athletic suma tan solo una victoria. Ahora llega un parón liguero, tiempo para reflexiones y recuperaciones hasta la vuelta con el exigente derbi, posiblemente en Anoeta, frente a la Real Sociedad.

Sin Nekane ni Erika, pero con Yulema Corres en un once inicial con varias novedades, el esquema que presentó Ángel Villacampa naufragó por completo. Pudo ser por las jugadoras rojiblancas o por el trabajo que hicieron las rivales; pero el sistema atascó por completo el juego del Athletic frente al Deportivo. El novedoso 3-5-2 por el que apostaron desde casa se tradujo en un juego plano y confuso sobre el que el rival gallego, con su 4-1-4-1, se encontró como pez en el agua para sorprender en Bilbao. Así, el primer gran jarro de agua fría llegó justo rallando el descanso, cuando se adelantaron las gallegas en el luminoso. Después, en la segunda mitad, el Deportivo Abanca apuntilló a un despistado Athletic..

De esta forma, el Deportivo llegaba a Lezama sin perder y se marcha colíder. Pero sobre todo se marcha como equipo que demostró adaptarse mejor al partido. Se mostró más a gusto sobre el terreno de juego. Sin complejos. Y sus jugadoras de ataque siempre encontraron fácilmente la forma de atacar la vulnerabilidad de la defensa vizcaina.

Comenzó extraño el partido. Un par de fueras de juego señalados al Athletic revelaban que la presión alta visitante no iba a gustar a las bilbainas. Peque empezó avisando por dos veces con dos remates sin premio. Eran balas de fogueo. María Méndez también mandó su misiva a la salida de un saque de esquina. Un adelanto de lo que luego iba a suceder más tarde, pero con otras consecuencias.

Peque, Michelle Romero y, sobre todo, Gaby, la venezolana que advierte con un físico imponente, se exhibieron sobre el verde de Lezama. Todas jugaron a su antojo y marcaron el tiempo del partido, desconectando por completo al Athletic. Michelle asistió a Gaby, que se entretuvo en el área. En la réplica, Cirauqui remató demasiado flojo. Oihane buscaba desbordar con su velocidad por la derecha. Yulema marcó pero la árbitra lo anuló por fuera de juego, aunque tardó una eternidad en hacerlo. Cirauqui, de nuevo y también por la banda creaba peligro. Pero en un saque de esquina que no debió ceder Damaris, justo antes del descanso, el balón cayó del larguero y María Méndez aprovechó para alojarlo alojó en la red.

Sin prisa salió el Deportivo tras el descanso. Sin embargo, pronto gozó de una doble ocasión para dar un nuevo disgusto en Lezama. De la Nava tuvo que emplearse a fondo en un remate abajo de Gaby y, de rebote, Teresa también tuvo el segundo dentro del área pequeña. El Athletic seguía desnortado, aunque Lucía en carrera se plantó ante Misa; pero no pudo materializar su ocasión y en el rechace pudo ser objeto de penalti. No se pitó. El Deportivo, mientras, seguía con su libreto. Insolente y descarado. Michelle pudo en carrera con Valdezate y entró por la izquierda como quiso. Otra vez, Peque se plantó ante De la Nava, que respondió con un paradón y en el rechace el esférico se le marchó por muy poco. Se veía que llegaba un nuevo gol de las gallegas.

Villacampa lo veía mal y arriesgó todo para quedarse sin cambios de una tacada. Antes del descanso hizo uno y a falta de más de media hora realizó tres seguidos, apostando todo y dejando a las rojiblancas sin red en caso de un infortunio por lesión. Jone Ibáñez remató demasiado flojo escorada a la izquierda del ataque rojiblanco. En un nudo de nervios Gimbert erró en la salida de balón y Gaby no supo qué hacer con el regalo al borde del área. El Athletic buscaba la reacción. Lucía combinó con Azkona y su peligroso remate golpeó en María Méndez para marcharse a córner. Los centros peligrosos al área visitante se sucedían. En uno desde la izquierda María Méndez cabeceó hacia su puerta y estuvo a punto de dar un susto a las suyas. Eunate empezaba a aparecer en ataque y un disparo de la lateral puso a prueba a Misa.

La sentencia Pero quedaba la función final. Gaby se encumbró tras una extraordinaria jugada de Peque, que acabó con el balón en sus pies y sin ángulo, escorada a la izquierda, hizo el segundo de bella factura. Un golazo. No había tiempo pero había que intentarlo. Moraza centró desde la derecha y Azkona, marcando los tiempos, de cabeza, estrelló el balón en el palo, incluso el rechace le cayó a las manos de Misa. No era el día del Athletic.

noticias de deia