Herrerín, titular en Butarque

Garitano sienta al Zamora y premia a Herrerín

Iago Herrerín estrenó titularidad esta temporada en una decisión con la que el técnico quiso premiar al bilbaino

09.02.2020 | 16:22
Instante en el que el disparo de falta de Óscar Rodríguez se cuela en la portería del Athletic.

 Herrerín estrenó titularidad esta temporada en una decisión con la que el técnico quiso premiar al bilbaino

hAY una máxima en la vida que dice que no hay que cambiar aquello que funciona. Que si las cosas marchan, y basta con recordar que el Athletic empezó la sexta jornada de liga como líder como muestra de que algo se estaría haciendo bien, es mejor dejarlo todo como está. El fútbol, deporte grupal donde los haya, encuentra motivos para saltarse esa norma en determinadas situaciones, más aún en una semana con tres partidos como es la presente. Las rotaciones están a la orden del día, sobre todo en determinadas posiciones. Así, no resulta extraño que un lateral deje pasó a otro, que se siente un central que acostumbra a jugarlo todo o que en las demarcaciones de ataque haya varios cambios de cromos. Lo que sí resulta sorprendente es que haya alternancia en la portería en la sexta jornada cuando en los cinco primeros partidos de la temporada el portero titular no ha dado motivos para no jugar más e incluso su nombre figura como el Zamora de LaLiga Santander. A pesar de ello, Gaizka Garitano tuvo a bien sentar a Unai Simón y darle la alternativa a Iago Herrerín en Butarque. Una noticia que parte del vestuario conoció el martes y que se hizo oficial poco antes de las 18.00 horas.

La decisión se antojó cuando menos sorprendente, aunque el técnico se limitó a explicarla de la siguiente manera: "Siempre he dicho que quiero tener a los dos porteros vivos y he premiado a Iago porque creo que se lo merece. Está entrenando muy bien y tengo mucha confianza en él. Estamos tranquilos porque tenemos dos buenos porteros".

Resultaría injusto cargar las tintas del empate con Herrerín, que pudo fallar en una jugada puntual, en la que tal vez pudo hacer algo más, pero en su defensa podría fácilmente alegar que el potente lanzamiento de falta de Óscar Rodríguez fue desde una posición muy cercana al borde del área y que la barrera le impidió ver la salida del balón hasta el momento en el que reaccionar se antojaba ya un imposible. Sea como fuere, el Athletic encajó su segundo gol de la temporada, también en la Comunidad de Madrid, pues el anterior fue obra de Jaime Mata en Getafe, y ya no es líder del campeonato.

Es posible que incluso hoy se siga debatiendo sobre si fue fallo del portero o acierto del delantero. Una discusión que el propio Herrerín, que no tiene reparos en discutir sobre fútbol, dejó abierta. "Parto de la base de que le ha pegado al balón antes de que el árbitro pitase. He hablado con Williams para que saltase la barrera -que no saltó en exceso-, porque tiene un golpeo como el de Aketxe, que el balón baja rápido. Es posible que si me hubiese pillado bien colocado y hubiera lanzado cuando ha pitado el árbitro, lo habría parado". En este sentido, aseguró que "para unos será cagada y para otros no. Si lo marca Aketxe jugando con nosotros es un golazo y si nos lo marcan a nosotros es un fallo del portero. Todos podíamos haber hecho un poco más, tanto la barrera como yo".

Hasta ese fatídico minuto 62, el guardameta bilbaino vivió una tarde más o menos cómoda, en la línea de las que ha tenido Simón, pues el Athletic sigue demostrando mucha solidez en la zaga. Estuvo atento en los primeros compases del encuentro, en los que no titubeó en un par de salidas a balones a la espalda de la defensa y se mostró seguro por alto. A pocos minutos para la conclusión del primer acto, evitó el gol de En Nesyri con una buena estirada abajo. La segunda mitad transcurrió por los mismos derroteros, aunque encontró en la cabeza de Dani García a su peor enemigo, pues el centrocampista remató a su propia portería una falta que el portero acertó a atrapar. En su regreso a Butarque, donde jugó desde el 30 de noviembre de 2016 hasta el final de la temporada, Herrerín fue uno de los protagonistas indiscutibles del partido.

Ahora, la incógnita reside en saber si Garitano mantendrá su apuesta por Herrerín o si por el contrario volverá a alinear a Simón. Habrá que aguardar hasta minutos antes del inicio del partido ante el Valencia (sábado 13.00 horas) para conocer la decisión del técnico, que ayer no quiso dar ninguna pista. "Veremos a quién ponemos. La alineación nunca la digo", recalcó antes de admitir que seguramente Simón se habría "tomado mal" su suplencia y de insistir en que cuenta en la plantilla con "dos buenos porteros y los dos están haciéndolo bien".

herrerín, sorprendido Al término del encuentro, cuestionado acerca de su titularidad en Butarque, Herrerín no ocultó su sorpresa: "Lo que más me ha sorprendido es que el equipo iba bien y ha cambiado al portero. Me ha dado el premio por cómo entreno y ya ha dicho que está contento con los dos. Los entrenamientos también ayudan a jugar". Además, añadió que no "esperaba nada" de esta temporada. "Me han dado muchos palos en el fútbol. He jugado bien y no he seguido y lo he hecho mal y sí. Tenía dos opciones, venirme abajo y entrenar mal o seguir y entrenar bien, y el míster me ha dado la enhorabuena por cómo estoy entrenando".