Jugador del Getafe

Xabier Etxeita: “Estoy satisfecho con mi etapa en el Athletic”

Xabi Etxeita (Zornotza, 31-X-1987), a las puertas de un nuevo reencuentro con el Athletic en el Coliseum, ha reforzado a un Getafe con el que disputará esta temporada la fase de grupos de la Europa League

09.02.2020 | 13:02
Xabi Etxeita.

Xabi Etxeita (Zornotza, 31-X-1987), a las puertas de un nuevo reencuentro con el Athletic en el Coliseum, ha reforzado a un Getafe con el que disputará esta temporada la fase de grupos de la Europa League

Bilbao - A solo tres días del inicio del campeonato de liga y después de conocer el 28 de mayo que no renovaría su contrato con el Athletic a través de una llamada de Rafa Alkorta, Xabi Etxeita se comprometió con el Getafe hasta el 30 de junio de 2021. Lo hizo, tras rechazar otras ofertas, incluida una del Estrella Roja, para formar parte de un equipo de Europa League con el que pretende desquitarse del amargo sabor de boca que le dejó el descenso a Segunda División con el Huesca, donde se convirtió en capitán.

Cumple su novena temporada en Primera División y estrena club. ¿Cómo ha sido su aterrizaje en el Getafe?

-Bien, estoy contento porque he venido al equipo en el que quería estar. Tuve otras posibilidades, pero quería venir al Getafe y espero coger pronto la mejor forma física posible para pelear por un puesto, como siempre he hecho.

Ha sido un verano distinto para usted, porque estuvo sin equipo hasta días antes del inicio de la liga.

-Es verdad que se hizo todo un poco más largo de lo que pensaba, porque parecía que el acuerdo con el Getafe podría cerrarse bastante antes y tardó en hacerse por una serie de circunstancias, pero estuve preparándome lo mejor posible. No es fácil, porque cuando estás entrenando por tu cuenta cuesta todo un poco más, pero creo que he llegado relativamente bien físicamente.

¿Rechazó ofertas del extranjero como la del Estrella Roja para poder jugar en el Getafe?

-Es verdad que tuve ofertas del extranjero como esa del Estrella Roja o alguna otra importante desde el punto de vista deportivo y económico, pero conocía el interés del Getafe y del entrenador en contar conmigo y decidí esperar.

Conoce bien a Bordalás al coincidir ambos en el Elche. ¿Ha sido clave en su fichaje?

-Ha sido una pieza importante, porque me conoce bien de aquellos dos años en el Elche y hemos mantenido el contacto en los últimos años. Siempre me ha transmitido que me quería en su plantilla y este año se ha podido cerrar todo.

¿Qué le pide?

-Lo que pide Bordalás es fácil de saber viendo los partidos del Getafe. Tuve una pequeña charla con él, conoce mis cualidades tanto como futbolista como en el aspecto personal y cree que puedo rendir bien. Es sencillo el entendimiento con él.

¿Cuándo le comunicó el Athletic que no renovarían su contrato?

-Unas horas antes de hacerse público (28 de mayo), esa misma mañana. Me llamó Rafa Alkorta y me dijo que no iban a renovar mi contrato. Creo que fui el último jugador al que se le comunicó que no iba a seguir, pero no le doy importancia, porque tampoco esperaba poder continuar, aunque podía haber alguna opción.

¿Esperaba que el club le comunicara antes la decisión en torno a su futuro?

-Bueno, cuando terminó la liga estuvimos hablando con ellos y se demoró la decisión.

¿Estaría a día de hoy en Bilbao si los de Gaizka Garitano se hubieran clasificado para Europa?

-Quizás sí, porque jugando en Europa hay más partidos y se necesita una plantilla un poco más larga, pero no lo sé. Son especulaciones.

¿Entiende que la puerta del Athletic se le ha cerrado definitivamente o cree que puede darse un tercer reencuentro?

-No estoy pensando en eso. He llegado a un club que ha depositado mucha confianza en mí, he firmado un contrato de dos años y mi cabeza está puesta cien por cien en el Getafe y en intentar ayudar en todo lo que pueda.

Viene de un curso duro en el plano colectivo tras el descenso con el Huesca. ¿Le dolió especialmente perder la categoría y tener que dejar al equipo en Segunda?

-Sí, porque la permanencia fue el objetivo principal que me propuse cuando firmé con el Huesca. Fue una situación difícil y un año complicado, pero supe llevarlo muy bien, fue una experiencia nueva para mí estar en las posiciones de abajo todo el año y aprendí muchísimo. Duele, porque no se consiguió el objetivo principal, pero al final todo forma parte de un aprendizaje.

Rindió a un nivel notable. Y como capitán...

-Sí, cuando salí del Athletic como cedido buscaba sentirme protagonista en el verde y con ese objetivo fui al Huesca. Me ofrecieron esa posibilidad y estoy agradecido.

¿Qué rol espera tener esta temporada en el Getafe?

-Está por ver. Sabemos que el fútbol cambia muchísimo y ahora mismo hay una plantilla con unos jugadores consolidados tras la gran temporada que hicieron el año pasado. La competencia para mí es brutal, pero tengo la experiencia de que de un día para otro todo puede cambiar de golpe y vengo con el objetivo y la idea fija de trabajar para intentar estar disponible los máximos partidos posibles entrándome a muerte cada día para jugar lo máximo.

En el Athletic, desde luego, vivió una auténtica montaña rusa en cuanto a su papel en el equipo.

-Sí, son circunstancias que pasan y tengo esa experiencia del año que volví al Athletic después de ascender a Primera con el Elche, porque pasé de jugarlo todo a no jugar prácticamente nada. Aun así, sabía que tenía que seguir trabajando y conseguí convencer al entrenador (Ernesto Valverde) para tener continuidad durante un tiempo.

Tendrá la conciencia tranquila al haber ofrecido siempre un buen nivel cuando le tocó defender el escudo del Athletic.

-Así es, tengo la conciencia tranquila, pero no por el nivel que haya podido dar, sino por el trabajo realizaba todos los días que iba a Lezama y cuando me tocaba salir a jugar. Si no hubiese dado el cien por cien en algún momento no tendría la conciencia tranquila y no podría dormir tranquilo, porque me considero un jugador honrado que intenta trabajar siempre al máximo. Puedo decir, por tanto, que estoy satisfecho con mi etapa en el Athletic.

Esta temporada jugará la Europa League con el Getafe. Habrá reparto de minutos.

-Es una de las razones que me motivó para venir aquí, porque sé que las temporadas en las que juegas Europa son duras, difíciles y hay más posibilidades para todos los jugadores. Es ilusionante para mí tener la opción de poder jugar de nuevo en Europa.

En la primera jornada, recién llegado, estuvo en el banquillo contra el Atlético. ¿Confía en poder jugar este sábado ante el Athletic o lo ve complicado?

-Bueno, no sé. Seguiré entrenando estos días como si fuera a ser titular y veremos qué decisión toma el entrenador. Me prepararé lo mejor posible.

Siempre será una cita especial para usted.

-Está claro. Jugar contra el Athletic siempre va a ser especial e intentaré disfrutar lo máximo si tengo la posibilidad de jugar, estando centrado en el juego, porque al final son muchas emociones las que te vienen.

Se medirán dos equipos sólidos y rocosos.

-La idea de juego de Bordalás y Garitano pueden ser parecidas y ahí están los resultados. Ese tipo de juego es el que está dando últimamente a los clubes la opción de sumar los máximos puntos posibles y, en ese sentido, podemos ser dos equipos bastante parecidos.

Si juega el sábado podría volver a tener enfrente a Aduriz. Será su último año en activo.

-Es una pasada el gol que hizo el otro día y se le ve con el hambre que ha tenido siempre. Nos va a fastidiar a todos no poder verle en el terreno de juego a partir de la próxima temporada, pero es la decisión que ha tomado y, al menos, estoy encantado de que haya seguido este año.

¿Cómo reaccionó al ver su obra de ante el Barcelona?

-Vi el gol prácticamente antes de que el balón entrara. Cuando vi que bajaba el balón y se perfilaba para rematar estaba viendo ya el gol por adelantado, porque además de hacer algún gol parecido en partidos, se lo hemos visto hacer en los entrenamientos. Tiene una capacidad espectacular para rematar y eso no lo puede perder en la vida. Me alegré un montón por su gol por él y también por ser del Athletic.

Ahora le toca a Iñaki Williams coger el testigo como principal referencia ofensiva. ¿Lo ve preparado?

-Sí, y lo está demostrando. Viene de hacer una temporada buenísima y tiene unas condiciones muy buenas e importantes en el fútbol de hoy en día. Se está convirtiendo en uno de los nueves de referencia de la liga.

La lucha por un puesto en la parcela central de la defensa, al igual que en el Getafe, también es importante en el Athletic.

-Sí, conozco a los tres que están luchando por la titularidad en esas posiciones y los tres han demostrado que pueden ser titulares, porque son futbolistas de grandes garantías y seguro que vuelven a hacer otra gran temporada. Es una parcela que el Athletic tiene bien cubierta.

La temporada acaba de arrancar, pero ¿ve a los leones como candidatos a Europa?

-Lo dirán los resultados. El Athletic tiene una plantilla muy buena y está capacitado para estar en esos puestos de arriba, pero el año da muchas vueltas y hay otros buenos equipos también que se han reforzado bien.

¿Y el Getafe? ¿Qué objetivo se marcan?

-Somos un club un poco más pequeño y el objetivo principal es conseguir la permanencia lo antes posible. A partir de ahí, el reto de este club es siempre mejorar y será difícil repetir lo del año pasado, pero pelearemos por todo.

noticias de deia