Euskadi suma 43 nuevas muertes y 249 contagios más por coronavirus

Los pacientes ingresados en las UCIs ascienden a 471, uno más que el martes

15.04.2020 | 11:30
Una mujer con mascarilla delante del Ayuntamiento de Bilbao.

El número de positivos confirmados de coronavirus sigue reduciéndose en Euskadi, hasta el 13% de las 1.849 pruebas realizadas este pasado martes, el porcentaje más bajo registrado hasta ahora, con 249 nuevos contagios y 43 fallecimientos más registrados hasta la ocho de la tarde de este pasado martes, según ha informado el director de Planificación, Ordenación y Evaluación Sanitarias, Mikel Sánchez Fernández.



En rueda de prensa telemática, Mikel Sánchez ha dado a conocer los últimos datos sobre la evolución del Covid-19 en Euskadi. Según ha indicado, han sido 249 los nuevos positivos confirmados de Covid-19 contabilizados en Euskadi, lo que sitúa el total de 11.475 personas contagiadas y confirmadas, de las que 1.276 se encuentran ingresadas en hospitales, después de 134 dadas de alta ayer.

Por territorios, en Araba el número de contagios asciende a 3.077, de los que 207 permanecen hospitalizados. En Bizkaia, son 6.239 las personas contagiadas, de las que 790 se encuentran ingresadas, mientras que en Gipuzkoa el número de positivos es de 2.161, de los que 279 están hospitalizados.

El número de fallecimientos se ha incrementado en 43 personas, lo que eleva a un total de 902 el número de personas muertas con coronavirus en Euskadi. "El coronavirus vuelve a mostrar su cara mas cruel, todo nuestro cariño es para las familias que están sufriendo la pérdida de un ser querido", ha trasladado Sánchez, para indicar que intuían que la cifra de fallecidos "podía experimentar nuevos picos, lo que denominábamos dientes de sierra, y así ha sido lamentablemente".

Sin embargo, ha señalado que, "afortunadamente, el repaso de los datos nos sigue dejando cifras positivas", ya que hay " una bajada en el porcentaje de nuevos casos", ya que "ayer se realizaron 1.849 pruebas, la cantidad más elevada realizada hasta el momento, y de éstas el 13% dio positivo, de forma que vuelve a ser el porcentaje más bajo alcanzado hasta la fecha".

Junto a esta "bajo ratio de positivos", ha señalado que se mantiene la tendencia descendente de hospitalizaciones. Así, ha indicado que ayer hubo 57 personas menos ingresadas en planta y ocho menos en las UCIs, lo que ha permitido que "la situación en todos los centros hospitalarios se haya estabilizado". Así mismo, ha destacado que las personas recuperadas o que han recibido ya el alta hospitalaria son en Euskadi 5.428.

"No es momento de bajar la guardia, debemos procurar adoptar todas las medidas necesarias que permitan autoprotegernos y no nos vamos a cansar de repetir en insistir en que respetar el confinamiento, mantener la distancia de seguridad, lavado frecuente de las manos con agua y jabón, y limpiar las superficies, siguen siendo las principales herramientas para frenar la transmisión de la enfermedad", ha dicho.

TEST RÁPIDOS


En cuanto al uso de los test rápidos, Sánchez ha explicado que se están utilizando en los servicios de urgencias "para aquellos pacientes con clínica compatible con coronavirus con días de evolución", y en las residencias, "tanto para personal como para los propios residentes". Hasta el momento, se han utilizado 4.762 test rápidos, de los cuales 3.484 se ha usado en el ámbito residencial, tanto en residentes como en personal sociosanitario.

Sánchez ha precisado que se está "intensificando" el número de pruebas que se realizan en residencias, con el objetivo de que "la totalidad del personal sociosanitario y de residentes tenga realizada una prueba diagnóstica, bien por el test rápido o bien por la PCR". Esta estrategia, ha asegurado, se va a mantener a largo plazo "para seguir realizando pruebas diagnósticas y hacer un seguimiento más exhaustivo de la situación en nuestro entorno".

El director de Planificación, Ordenación y Evaluación Sanitarias ha considerado que contemplan los test rápidos y las pruebas PCR como "herramientas complementarias". Así, ha explicado que la PCR "es la herramienta que nos permite detectar el material genético del virus y es la que hemos utilizado hasta ahora y la que mayor sensibilidad tiene".

Por su parte, ha precisado que los test rápidos "aportan rapidez, pero es verdad que para ser una sensibilidad elevada necesitan de días de evolución de la sintomatología y de una serie de características". Según ha explicado, Osakidetza, en relación con el protocolo que está siguiendo, lo que hace es utilizar de manera combinada las dos, de forma que si el test rápido da positivo podemos clasificar a ese paciente como de positivo con rapidez".

Además, ha indicado que, en el caso de pacientes que clínicamente tengan sintomatología compatible con la enfermedad, "independientemente de ese negativo que de el test rápido completamos con una PCR para tener absoluta garantía de que los datos son fiables".

Por otro lado, ha considerado una "buena noticia" la acreditación que ha recibido la Universidad del País Vasco (UPV/EHU) para el desarrollo de test de coronavirus. Según ha indicado, el Departamento de Salud trabaja con la UPV/EHU, "están dentro de los planes de contingencia de los laboratorios y contamos con ese material". "Hoy mismo tenemos una reunión con ellos para ver cómo podemos avanzar y dar pasos adelante en relación con la incorporación de esta posibilidad a los test diagnósticos que realizamos actualmente", ha dicho.

Sánchez se ha mostrado partidario de "individualizar" en cuanto a la posibilidad de poder visitar a los pacientes, "indudablemente si estamos hablando de una situación tan dura como puede ser de últimos días de la vida del paciente". "En eso tenemos que ser lo suficientemente sensibles para tener en cuenta este y garantizar que esa persona puede estar acompañada".

MASCARILLAS


Por otro lado, ha indicado que cuando "se tome la decisión" en relación al uso de las mascarillas en un futuro, se hablará de "cómo lo vamos a hacer" y ha señalado que las farmacias "pueden ser una alternativa" para su distribución.

Preguntado por la posibilidad de usar las farmacias para la realización de test, Sánchez ha dicho que no es algo que desde el Departamento de Salud estén contemplando en este momento.

"Podría ser una opción, pero, en este momento, no está encima de la mesa la utilización de las oficinas de farmacia para esto", ha reiterado, para indicar que la realización de este tipo de pruebas "requiere una serie de condiciones que son importantes para garantizar la fiabilidad de los resultados" y "aspectos tan importantes el poder incluso incorporar toda la información en la historia clínica del paciente para tener trazabilidad e información".

Sobre las mascarillas retenidas en Barcelona, ha dicho que son conocedores de la situación y ha indicado que, en concreto, el Departamento de Salud y la Dirección de Farmacia "está en contacto con la distribuidora guipuzcoana que se encarga de este producto, así como con la Generalitat y el propio Ministerio de Sanidad", con el fin de "intentar cuanto antes poder desatascar esta situación y que este material esté disponible".

En cuanto al reparto de las 494.000 mascarillas entregadas por el Ministerio de Sanidad que se viene haciendo desde este pasado martes y hoy miércoles en Euskadi, Sánchez ha indicado, de cara a seguir con su distribución entre la población, que "hay que esperar a ver el material que va a sobrar y, en caso de que sobre, se decidirá en qué términos se va a proceder a repartirlo".

Por otra parte, ha dado a conocer que, en la actualidad, el Hotel Maria Cristina tiene unos 25 pacientes ingresados, en el Gran Hotel Lakua se ha bajado del centenar, y en San Onofre hay unos 50 pacientes ingresados. Así mismo, ha indicado que, en el momento actual, del total de positivos el 10,4% corresponde al personal sanitario.

RUEDA DE PRENSA DEL GOBIERNO VASCO