Ponencia de Autogobierno

La opción de que la ponencia del estatus se dé tiempo cobra fuerza

El PSE mantiene su rechazo a tramitar un texto con el derecho a decidir ante la cita de hoy

17.12.2019 | 20:51
Jone Berriozabal.

El PSE mantiene su rechazo a tramitar un texto con el derecho a decidir ante la cita de hoy

bilbao - La pelota del nuevo estatus de autogobierno vuelve al tejado de los partidos políticos. Los juristas designados por los grupos han depositado sus propuestas en el Parlamento Vasco, y la Ponencia de Autogobierno celebrará hoy su primera reunión tras esa entrega de textos para analizar los documentos. No hay grandes expectativas en torno a esta cita y no será determinante. El encuentro es tan solo una primera toma de contacto tras el registro de las propuestas de los juristas, y todo apunta a que los partidos se darán más tiempo para analizar los documentos y emplazarse a otra reunión. Sobre la mesa hay tres documentos: la propuesta conjunta de los juristas del PNV (Mikel Legarda), PSE (Alberto López Basaguren) y Elkarrekin Podemos (Arantxa Elizondo), con matices y votos particulares en puntos como el derecho a decidir; el documento propio de Iñigo Urrutia, el experto de EH Bildu; y el de Jaime Ignacio del Burgo, propuesto por el PP, que no quiere ninguna reforma. Los partidos deben ponerse de acuerdo para registrar una proposición de ley, pero fuentes del PSE insisten en que no asumirán el texto de EH Bildu, el del PP, ni el documento conjunto a tres firmado por su propio jurista porque incluye el derecho a decidir (Basaguren plantea también un voto discrepante, pero asume el documento en general).

La única solución que ve el PSE es que se elimine el derecho a decidir y se reformule todo lo que tiene que ver con Nafarroa. Es evidente que la coordinadora de la ponencia, la jeltzale Jone Berriozabal, no va a sacarse de la manga un anuncio de este tipo en la reunión de hoy. Corresponde a los partidos negociar el alcance de los textos, y no parece que haya margen para un consenso inmediato con esta posición tan categórica y de máximos del PSE. Los socialistas siguen colocando la presión al PNV y no han cambiado de discurso. Los jeltzales, en cambio, exigen a los socialistas que hagan un esfuerzo de aproximación.

Por lo tanto, teniendo en cuenta esta discrepancia y que el PNV ya deslizó que sería conveniente darse un tiempo para reflexionar, la reunión se va a saldar probablemente con una invitación a analizar los textos y reunirse en el futuro, pero no habrá decisiones inmediatas sobre quién firma la proposición de ley y cómo. También podría suceder que algún grupo pidiera la comparecencia de los expertos para que aclaren qué han querido decir con sus propuestas.

De las declaraciones de unos y otros portavoces se desprende que no habrá grandes novedades antes de las elecciones autonómicas de 2020. El Parlamento tiene que tramitar una proposición de ley (el texto conjunto de los juristas del PNV, PSE y Elkarrekin Podemos), aunque los jeltzales ofrecieron en su momento a EH Bildu un segundo texto paralelo para instar al Estado español a llevar a cabo reformas constitucionales y legales para dar cauce a las bases pactadas entre ambos en su totalidad, al modelo confederal o al asunto de los referendos. Iñigo Urrutia se inclinó por registrar su propio texto. Queda la duda de si EH Bildu se dará prisa en registrar ahora su propio texto como proposición de ley, y si este movimiento obligaría al resto a acelerar para presentar su documento.

El texto que se acuerde en el Parlamento Vasco deberá tramitarse después en el Congreso de los Diputados, donde la mayoría con los socialistas y Podemos le daría mayor viabilidad. El texto de los tres juristas plantea una comisión con el Estado para evitar los conflictos de competencias. También recoge el derecho a decidir, aunque con dos redacciones diferentes de Legarda y Elizondo que, en el fondo, coinciden en un modelo pactado. Podemos le añade la coletilla de que sea legal.

noticias de deia