se celebra este fin de semana en Biarritz

La Ertzaintza está preparada “para cualquier situación” que provoque el G7

El centro de coordinación de Oiartzun trabaja desde ayer en organizar a los 4.000 agentes del operativo por la cumbre

09.02.2020 | 13:07
La consejera de Seguridad, Estefanía Beltrán de Heredia; el jefe de la Ertzaintza, Josu Bujanda; y el viceconsejero de Seguridad, Josu Zubiaga, en la reunión en Oiartzun.

El centro de coordinación de Oiartzun trabaja desde ayer en organizar a los 4.000 agentes del operativo

Donostia - Los cuerpos de Seguridad de Euskadi afrontan en "alerta" pero con "tranquilidad" las contingencias que en los próximos días puedan surgir y que estén derivadas de la cumbre del G7 que este fin de semana se celebra en Biarritz, así como de la contracumbre organizada con motivo de esta cita. "Se han previsto todos los escenarios posibles y se ha hecho una planificación en función de ellos para poder responder", informó la consejera de Seguridad del Gobierno vasco, Estefanía Beltrán de Heredia.

La titular de Seguridad se desplazó ayer a Oiartzun para supervisar el inicio de las labores que se llevarán a cabo en el centro de coordinación que se ha habilitado en la comisaría de la Ertzaintza de la citada localidad y sobre la que recae la tarea de organizar el amplio dispositivo de más de 4.000 agentes de la Policía vasca que hasta el lunes se sumarán a todo el operativo que rodea la cita de Biarritz. Y lo harán en colaboración con el resto de cuerpos policiales, de forma que en el centro de coordinación, información y seguimiento policial organizado en Oiartzun tomarán parte agentes de la Ertzaintza, la Guardia Civil, el Cuerpo Nacional de Policía, la Policía Foral de Nafarroa, la Policía Nacional de Francia y la Guardia Municipal de Irun.

Este recurso, en colaboración con el Centro de Coordinación de Emergencias de Txurdinaga, realizará un seguimiento de las incidencias de tráfico que se produzcan durante los días en los que se celebre el encuentro internacional, así como la movilización de los servicios de emergencia y de protección civil en el caso de que fueran necesarios.

Además, hoy se constituirá en Donostia un Centro de Coordinación Operativo en la sede de la subdelegación del Gobierno en Gipuzkoa, que será visitado por el ministro del Interior en funciones, Fernando Grande Marlaska.

Teniendo en cuenta que la cumbre convocada para este fin de semana se celebra al otro lado de la muga, la principal preocupación a este lado del Bidasoa estriba en las complicaciones que puedan surgir en el tráfico. Hay que recordar que el G7 coincide en el tiempo con uno de los fines de semana de mayor afluencia de coches por Biriatu debido a la Operación Retorno. En este sentido, se espera una afluencia de más de 30.000 vehículos diarios por este punto, por lo que la consejera advirtió de que "lógicamente, se van a producir no solo molestias, sino situaciones incómodas". Precisó así que es muy probable que las retenciones de entre 13 y 14 kilómetros que suelen producirse cada año "ahora puedan verse agravadas".

Todo ello ha provocado críticas por la fecha y el lugar elegido para la celebración de esta cumbre que reunirá a los principales dirigentes de los siete países más industrializados del mundo (Estados Unidos, Alemania, Reino Unido, Francia, Japón, Italia y Canadá) entre los días 24 y 26, la primera cita de estas características que tiene lugar en territorio vasco y que blindará Biarritz a cal y canto durante esas tres jornadas.

Campaña informativa Entre las medidas que contempla el dispositivo especial, Beltrán de Heredia avanzó que se habilitará un carril para posibles emergencias, zonas de embolsamiento para vehículos y tres grúas para atender las posibles eventualidades. Además, se mantendrá la coordinación tanto con la Dirección General de Tráfico, Cruz Roja, DYA, y los cuerpos de bomberos y distintos ayuntamientos de la zona. Además, se ha procedido a la monitorización de todos los puntos de interés, a fin de disponer de información "en tiempo real" de la evolución del tráfico y "adoptar medidas con la máxima agilidad, de una forma lo más eficaz posible".

Beltrán de Heredia recordó que durante las últimas semanas el Gobierno vasco ha llevado a cabo una "intensa" campaña de información sobre las restricciones de tráfico, para la cual se han editado 90.000 folletos en cuatro idiomas, que se han repartido en las áreas de servicio y peajes de Bidegi. En ellos, se insta a los conductores a que utilicen pasos alternativos al peaje de Biriatu durante los días en los que tenga lugar la cumbre. Asimismo, se ha reforzado la señalización informativa en áreas de servicio y carreteras de tránsito internacional y se ha articulado un procedimiento especial de información a través de los paneles de las autopistas. Quienes más restringida tendrán la circulación serán los vehículos pesados. La consejera recordó que desde las 6.00 horas del sábado, hasta las 18.00 horas del día 26, los camiones que se dirijan a la frontera no podrán acceder a la CAV.

Cierre de fronteras En declaraciones a la prensa realizadas ayer en Oiartzun, Estefanía Beltrán de Heredia dijo que, tras los contactos mantenidos con los responsables de la contracumbre, no se esperan altercados a este lado de la frontera. Confió por ello en que las próximas jornadas "transcurran con normalidad y sin mayores incidentes".

Cuestionada sobre si el Gobierno vasco baraja la opción de que Francia decida cerrar la frontera, la consejera vasca subrayó que "no se prevé" que se dé tal circunstancia, si bien admitió que "es un escenario que también se ha estudiado y se ha establecido dentro de la planificación porque generaría un problema importante", que podría derivar en un "colapso" de las carreteras en Gipuzkoa. Para dar respuesta a esta situación, varios ayuntamientos del territorio han habilitado recursos para atender a conductores que pudieran verse atrapados.

Seguridad

noticias de deia