La UE sigue de ‘Brexit break’ ante otro bloqueo de Londres

La CE asegura que el futuro del acuerdo de salida está en manos de Reino Unido

09.02.2020 | 03:41
Nigel Farage, líder del Partido del Brexit.

La CE asegura que el futuro del acuerdo de salida está en manos de Reino Unido

Bruselas - El Brexit ha dejado de monopolizar el discurso mediático en Bruselas. Las ruedas de prensa plagadas sobre la salida del Reino Unido, los Consejos extraordinarios o las reuniones contraprogramadas de los 27 embajadores comunitarios han dado lugar al Brexit Break, como repiten continuamente en la Comisión Europea.

Dos cosas hay claras en la capital. Una, que el Reino Unido participará en las elecciones europeas, un escenario que la primera ministra británica Theresa May intentó evitar en todo momento. La segunda, que poco o nada puede hacer el bloque comunitario hasta que Londres no resuelva su 'impasse'.

"Estamos en una situación en la que Londres habla con Londres. No hay nada que, en este punto, podamos hacer. Cuando el Reino Unido concluya este proceso, nosotros estaremos aquí", señalaba ayer Margaritis Schinas, portavoz del Ejecutivo comunitario, en la rueda de prensa diaria.

Añadió que, cuando el proceso en Londres concluya, la CE estará "preparada" para implicarse, "por supuesto, teniendo siempre muy presente la fecha límite del 31 de octubre", en la que el Reino Unido, en principio, saldría de la Unión Europea.

Lo cierto es que la pelota está en el tejado de Londres, pero, de momento, se resiste a bajar. Hace unos días, el Partido Conservador y el Laborista confirmaban el colapso de las negociaciones que pretendían arañar algún tipo de punto en común para que el Acuerdo de Salida contase con los avales necesarios para pasar en su cuarta votación el filtro de Westminster. May espera llevarlo a la Cámara de los Comunes en junio, antes del parón estival, pero como en las últimas ocasiones los números no le dan.

"Mientras permanezca en la UE, Londres será un Estado miembro de pleno derecho con todas sus obligaciones y derechos que recogen los tratados", recordó Schinas. Esto significa que los eurodiputados británicos tendrán voz y voto a la hora de elegir al próximo presidente de la Comisión Europea.

La delegación laborista sería clave para ayudar a Frans Timmermans, vicepresidente primero de la Comisión y spitzkandidat de los Socialdemócratas Europeos hacia el trono del Berlaymont. Michel Barnier, jefe negociador del Brexit y que se perfila como también sustituto de Juncker, ha señalado recientemente que, además, la isla debería contar con un comisario a pesar de que está emplazada a marcharse antes del 1 de octubre, cuando la próxima Comisión asume su mandato.

Mientras el país permanezca en la UE, "tendrá todos los derechos y obligaciones" de los Estados miembros descritos en los tratados comunitarios, declaró Schinas

Los comicios europeos arrancan el jueves en el Reino Unido y en Países Bajos. Las encuestas pronostican el debacle del Partido Conservador y una bajada más moderada para los laboristas. Apuntalan, además, a Nigel Farage -cara euroescéptica más visible- como el vencedor, mientras que Change UK, partido contra la salida del Reino Unido, lucha para hacerse su hueco en la próxima Eurocámara.

El país puede marcharse antes del 31 de octubre si el Parlamento de Westminster acepta el pacto de salida antes de ese día.

Con el objetivo de lograr ese respaldo de la Cámara de los Comunes, Theresa May comenzó hace seis semanas conversaciones con el Partido Laborista, pero el líder de esa formación, Jeremy Corbyn, dio por terminado ese diálogo el viernes pasado. En una carta abierta enviada a May, el responsable del primer partido de la oposición en el Reino Unido señalaba que no tiene sentido continuar los contactos ante la "inestabilidad" en la formación en el poder, que dificulta llegar a un pacto.

Las conversaciones entre ambas partes "han ido lo más lejos que han podido", pero "no hemos podido superar las importantes brechas políticas entre nosotros", agregó Corbyn.

No renegociación En plena carrera por el liderazgo del Partido Conservador, algunos aspirantes han prometido reabrir el acuerdo de salida cerrado entre Londres y Bruselas, pero, al ser preguntado sobre ese asunto, el portavoz de la Comisión descartó una renegociación. "La posición de la Comisión es cristalina, ha sido expresada en muchas ocasiones", dijo Schinas, en referencia a las veces en que el club comunitario ha descartado reabrir las negociaciones.