hisotiras de... alumnos de secundaria

Begoñazpi, cantera de científicos

Las vocaciones científicas no son de otra galaxia y la ikastola Begoñazpi lo demuestra año a año en el campeonato más prestigioso del mundo en el ámbito de la ciencia escolar

08.02.2020 | 01:00
Beñat Rodríguez, Patricia Guillen, Naia Bilbao, Martina Usobiaga, June García, Leire Aresti, Iker Amor, Borja Ahedo, Ander Corral, Oier Venema, Julen Ayesta, Izaro Gaona, Uxue Zubieta e Irati Ocerinjauregui son algunos de los alumnos de Begoñazpi que, jun

ESTOS chavales representan la cara más amable de la ciencia. Estudiantes de 44 centros escolares vascos, entre ellos la ikastola Begoñazpi de Bilbao, competirán el sábado en Gasteiz en la final de la First Lego League (FLL) Euskadi, que en su X edición gira en torno a la vida en el espacio. Alrededor de 900 pequeños talentos -un 64% de colegios de Bizkaia- participarán en este campeonato en el que los escolares han tenido que plantear cómo se alimentan los astronautas, cómo se mantienen en forma, arreglan un problema técnico de la nave espacial, se comunican con sus familiares en la Tierra, o incluso, reciclan la basura generada.

"Nosotros vamos con tres equipos: dos son de 4º de la ESO y uno de 1º de Bachiller. En total, 26 chavales, y luego también van los más txikis a la liga junior", indica Julen Kortajarena, profesor de Begoñazpi y entrenador de la First Lego League, junto con Nerea Latxiondo. A solo 48 horas del evento, los nervios están a flor de piel. "Claro que los alumnos están inquietos, lo tienen preparado, pero cada año el reto es nuevo porque participan chavales diferentes. No conocen al jurado y además tienen que hacer la presentación en inglés", asegura Kortajarena.

El equipo Euskonauts presentará un proyecto sobre las emociones de los astronautas, Biogalactics, otro dirigido a solventar cuestiones con la alimentación e Insovnia intentará resolver los problemas de sueño. Y es que en esta edición 2018-2019, los equipos se han teletransportado al espacio con el desafío Into Orbit, explorando nuevas habilidades, y sobre todo, adentrándose en el trabajo en equipo y la innovación.

Organizado por la Agencia Vasca de la Innovación-Innobasque, FLL Euskadi trata literalmente sobre la aventura del saber y es el programa de referencia en Educación Steam (ciencia, tecnología, ingeniería, artes y matemáticas, por sus siglas en inglés) porque su objetivo fundamental es acercar la ciencia y la tecnología a la juventud de una forma "divertida y emocionante". "Nosotros ya llevamos varios años participando. En 2017, dos equipos quedaron primero y segundo y fueron el campeonato de España y uno consiguió el acceso a la final de EE.UU.", explica Kortajarena. Previamente, el equipo, denominado Faunity, había ganado el campeonato homólogo vasco.

"El fin de participar en First Lego League no es ganar sino aprender y que sea el propio alumnado el que se responsabilice del proyecto porque es cuando más enseñanzas extraen", explica Julen Kortajarena. Y es que todos ellos defenderán los proyectos científicos que han desarrollado desde el pasado septiembre, para hacer frente al desafío temático de esta edición, como sería trasladarse durante un año al espacio. Porque los chavales han tenido que devanarse la sesera con propuestas para mantenerse con vida, sanos y felices en el cosmos.

Los ganadores competirán con los mejores de los 31 torneos que se desarrollan en todo el Estado español para optar a la final internacional de estudiantes de 98 países que se celebrará en Detroit.