El Gobierno Vasco "no renuncia" a lograr apoyos adicionales a los presupuestos pese a que "no los necesita"

Azpiazu reitera que el Ejecutivo pondrá en marcha en enero un nuevo programa apoyo financiero por importe de 500 millones de euros

21.12.2020 | 10:18
El consejero de Economía y Hacienda, Pedro Azpiazu

El consejero de Economía, Pedro Azpiazu, ha reiterado que, pese a que el Gobierno vasco "no necesita apoyos especiales" para aprobar los presupuestos de 2021 en el Parlamento Vasco, "no renuncia" a lograr respaldos adicionales a los que le garantiza la mayoría absoluta de PNV y PSE. En este sentido, ha considerado "chocante" la diferencia en la actitud de EH Bildu ante las cuentas vascas y las del Estado, y ha lamentado que Elkarrekin Podemos-IU haga "escapismo" para eludir el acuerdo.

Azpiazu, que ha abierto este lunes la ronda de comparecencias del Gobierno vasco ante el Parlamento para presentar los presupuestos de cada departamento, ha asegurado que el proyecto presupuestario incorpora las medidas e inversiones "adecuadas" para hacer frente a la "dura" situación económica y sanitaria causada por la pandemia de coronavirus.

El consejero de Economía y Hacienda ha afirmado que el Presupuesto, el más elevado de la historia del Gobierno autonómico con una cuantía de 12.442 millones de euros, incluye "guarismos adecuados y generosos" para desarrollar políticas públicas sociales, laborales y de empleo.

En todo caso, ha reconocido que un proyecto presupuestario "nunca es un documento perfecto" y siempre es "susceptible" de recibir "mejoras".

Por ese motivo, ha afirmado que, pese a la mayoría absoluta que le aportan los votos del PNV y el PSE--EE en el Parlamento, el Gobierno "no renuncia a encontrar nuevos apoyos que coadyuden a enviar un mensaje de mayor consenso".

ACTITUD "CHOCANTE" DE EH BILDU

En el caso de EH Bildu, le ha reprochado que anunciara su apoyo a los Presupuestos Generales del Estado en el Congreso de los Diputados "sin conocer" siquiera su contenido, y que ante los presupuestos vascos mantenga una posición tan "diferenciada". "Es una actitud chocante", ha manifestado, tras lo que ha reiterado su disposición a analizar cualquier enmienda que presente la oposición a las cuentas, siempre que resulte "razonable".

También ha respondido a las críticas de E-Podemos al supuesto incumplimiento del pacto alcanzado entre ese grupo y el Gobierno sobre las cuentas de 2020. Azpiazu ha reconocido que algunas de las medidas contempladas en el acuerdo no se han podido llevar a cabo por causa de la pandemia, pero ha criticado que buena parte de los reproches de la coalición en torno a este asunto "no son verdad". "Están poniendo líneas rojas, verdes y moradas para hacer escapismo del pacto presupuestario", ha denunciado.

En respuesta a las propuestas de EH Bildu y Elkarrekin Podemos-IU para impulsar una reforma fiscal, Azpiazu ha reiterado su disposición a analizar esta posibilidad, aunque ha insistido en que "ahora no toca".

REFORMA FISCAL

El consejero ha advertido de que cualquier subida de impuestos tendría un impacto "negativo" en una actividad económica que ya se encuentra muy afectada por la crisis del coronavirus. De esa forma, ha indicado que será el próximo año, para cuando se prevé que pueda empezar a percibirse la "luz" de la salida de la crisis actual, cuando el Gobierno vasco y las diputaciones forales empezarán a trabajar sobre una eventual reforma del sistema tributario.

Por otra parte, el consejero ha reiterado que a principios de año, el Gobierno vasco pondrá en marcha un nuevo programa de avales para autónomos y pymes por un importe de 500 millones de euros, la misma cuantía que la del programa de este año.

En su intervención, ha recordado que su departamento cuenta con un presupuesto de 87,3M millones de euros, de los que 32,4 millones se destinarán a cubrir los gastos derivados de los costes de las líneas de financiación para empresas, pymes y autónomos que activarán junto a Elkargi.

PLAZOS Y CONDICIONES

Las condiciones de la nueva línea se fijan en plazos de ocho años (dos de carencia y seis de amortización), con tipo de interés cero (se subvenciona el 100% del tipo de interés) y comisión de aval de 0,375% (se subvenciona el 50% de la comisión de aval). Dentro del nuevo programa se fija que para solicitudes entre 10.000 y 25.000 euros, se podrán tramitar de una forma "más ágil y sencilla".

Todas las operaciones formalizadas al amparo del programa de apoyo financiero de 2021 podrán cambiar, a partir de 2021, las condiciones del plazo, aumentando la carencia en un año y el vencimiento final en tres años.

"MAYORES GARANTIAS"

Los sectores de actividad que pueden acogerse al programa son los mismos que los de este año. Como cambio más importante, las empresas que se encuentren inmersas en un concurso de acreedores con convenio y estén al corriente en pagos también podrán ser beneficiarias del programa.

Azpiazu se ha mostrado "convencido" de que este nuevo programa ayudará a empresas, pymes y personas autónomas a afrontar "con mayores garantías financieras" el 2021.

Por otra parte, y en lo que se refiere a los organismos autónomos dependientes del Gobierno vasco, ha informado de que el Instituto Vasco de Finanzas afrontará una reestructuración de créditos para el fondo 'Finkatuz', provenientes del Departamento de Desarrollo Económico, Sostenibilidad y Medio Ambiente, aunque no plantea modificaciones en su finalidad.

Además, este organismo proseguirá con la reestructuración de los instrumentos financieros, tal y como ya comenzó a hacer la legislatura pasada.

"CORRESPONSABILIDAD IMPLICA CODECISION"

Por parte de los grupos de la oposición, Nerea Kortajarena (EH Bildu) ha criticado que el plan especial frente al covid-19, dotado con 542 millones de euros, apenas represente el 3,2% de la cuantía global del Presupuesto. Además, ha afirmado que si el Ejecutivo quiere el respaldo de la oposición, "le toca trabajarlo y buscar las condiciones" para que eso sea posible". "Corresponsabilidad implica codecisión", ha subrayado, tras lo que ha anunciado que su grupo actuará con "generosidad" en la negociación.

Desde Elkarrekin-Podemos-IU, David Soto, ha reiterado su emplazamiento a Azpiazu para acometer una reforma fiscal que "alivie" la presión fiscal sobre los sectores con menos ingresos y que aumente de forma "considerable" los impuestos para quienes "más tienen". Asimismo, ha insistido en criticar el "incumplimiento" del pacto presupuestario de 2020 por parte del Ejecutivo.

"MUY DIFICIL"

El parlamentario de PP+Cs Luis Gordillo ha lamentado que el Ejecutivo haya elaborado un proyecto "continuista" respecto al presupuesto de 2020, del que ha recordado que fue pactado con Elkarrekin Podemos. Además, tras criticar el uso de parte de la deuda para hacer frente a gasto corriente, ha denunciado que las cuentas presentadas por el Gobierno han dejado a su grupo "bastante decepcionado". "Nos lo pone muy difícil", ha advertido.

La parlamentaria de VOX, Amaia Martínez, ha criticado que las cuentas se hayan elaborado sobre unas previsiones económicas excesivamente "optimistas".

"NI VETOS NI ENROCAMIENTOS"

Por parte de los grupos que apoyan al Gobierno, Itxaso Berrojalbiz (PNV) ha destacado que el Ejecutivo ha elaborado un presupuesto "valiente" y que las cifras del proyecto "hablan por sí solas". "Nos enfrentamos a una situación extraordinaria y desconocida, pero con esfuerzo, apuestas como la que representa este presupuestos y con una buena gestión de recursos, saldremos adelante", ha manifestado.

A su vez, Susana Corcuera (PSE-EE) manifestado que el proyecto presupuestario demuestra el "compromiso claro" del Ejecutivo en materias como el "progreso sostenible, la igualdad, la protección social, la salud y la educación". Corcuera, en referencia a EH Bildu y Elkarrekin Podemos-IU, ha pedido "coherencia" en la acción política, y ha invitado a esas formaciones a actuar sin "enrocamientos ni vetos" en la negociación presupuestaria.

noticias de deia