Jon Ander Peña: "Tengo los pies en el suelo"

10.07.2020 | 01:13
Peña II celebra un tanto con rabia.

Tras el parón forzado por el coronavirus, Jon Ander Peña se ha convertido en la sensación del Masters CaixaBank de pelota a mano profesional después de lograr dos victorias como suplente de Bengoetxea VI

JON Ander Peña (Tolosa, 1997) está viviendo unos días ajetreados. "La verdad es que estoy recibiendo bastantes llamadas", esgrime el delantero guipuzcoano. Su buen momento de forma no pasa desapercibido. Baiko Pilota apostó por él en el Masters CaixaBank para sustituir a Oinatz Bengoetxea, lesionado antes de comenzar con una microrotura en el isquiotibial del muslo derecho, y ha respondido con dos triunfos en sendos partidos. El lunes tiene su tercera prueba de fuego: frente a Iñaki Artola y Beñat Rezusta ante su público, en el Beotibar. Todo apunta a que será la última suplencia por el momento, dado que el veterano leitzarra se encuentra en pleno proceso de reactivación y podría entrar en la cuarta jornada del Masters en Lizartza ante Jaka-Albisu.

"La verdad es que no pensaba estar en esta situación en verano. Estoy muy agradecido a la empresa por darme la oportunidad y la estoy intentando aprovechar. En el último mes, desde que salimos del confinamiento por el coronavirus, me estaba sintiendo bien en el frontón y creo que estoy dando el mejor nivel de toda mi carrera", desbroza el joven delantero de Tolosa, quien señala que "estoy con juego y he podido ganar partidos complicados. Estoy dando la talla". No obstante, antes de la crisis sanitaria, el pelotari de Baiko Pilota fue reclutado por los rectores de la empresa para sustituir a Laso en un duelo fundamental del Parejas de Primera, que ganó, y en esa misma jornada actuó también como suplente de Artola.

Con todo, Peña II se toma este periplo entre los estelaristas como un "regalo". El actual campeón del Cuatro y Medio de Segunda, que logró la txapela después de perder dos finales seguidas ante Agirre y Bakaikoa, y semifinalista del Campeonato de Parejas de Segunda –está a la espera de disputar la eliminatoria junto a Aranguren ante Darío-Ruiz– es consciente de que su lugar está todavía en ese escalón. "Quiero disfrutar de estos partidos, pero tengo los pies en el suelo y la cabeza en su sitio. Está claro que el titular de la pareja es Bengoetxea VI y mi único objetivo es completar buenas actuaciones", reseña el pelotari guipuzcoano. Y es que, con mucho desparpajo y una gran dosis de agresividad, Peña II está dando buena muestra de su clase como pelotari. Apunta a Primera, aunque el camino es largo. "Ahora mismo no tengo nada que perder. Salgo sin presión a la cancha y con otro punto de vista", sostiene Peña II.

Siendo un pelotari joven, el tolosarra es sabedor de que debe trabajar mucho para seguir evolucionando como profesional. "Al fin y al cabo, esto se trata de mejorar paso a paso. Hay pocos pelotaris que con únicamente 20 años están en los estelares", admite el guipuzcoano. Eso está destinado a los tocados por la varita mágica. No obstante, en los últimos meses, Jon Ander está haciendo hincapié en el trabajo defensivo junto a los responsables técnicos de Baiko. "Siempre se me ha dado bien atacar, pero me cuesta defender. Lo estamos ensayando", afirma Peña II. Asimismo, su camino en la élite se vio frenado en 2019 por una distensión en el brazo derecho que le mantuvo casi cinco meses en el dique seco. Pasó desde abril hasta septiembre en la enfermería. "Sufrí bastante. En esos momentos tienes que trabajar más y ahora se ven los frutos", recita.

SUBIDÓN EN IRUN
 

Por otro lado, Jon Ander Peña ya conocía a Julen Martija, su compañero, desde el campo aficionado. "Jugamos muchas veces en contra, pero tuve la suerte de jugar alguna vez con él. Es un gran pelotari. Casi desde que debutó está en Primera. Siempre ha sido un segurola y no falla, pero es que ahora, además, le da. En el primer partido, contra un pegador como José Javier Zabaleta, estuvo sensacional", recuerda el guipuzcoano. Aquel envite, a pesar de que estuvo cerca de escaparse, acabó destrozando las apuestas. Se llegaron a cantar momios de 100 a 30 por Aimar Olaizola y el zaguero de Etxarren. Peña II y Martija rompieron los pronósticos (20-22). Fue un subidón. "Ya solo jugar contra Aimar, que es uno de los ídolos que llevo viendo desde niño ganar txapelas, es todo un honor; por lo que poder ganarle un partido es algo muy bonito", remacha.

Peña tratará de ser profeta en su tierra en su tercera oportunidad en el Masters CaixaBank. La prueba no es fácil, dado que se enfrentarán dos combinaciones invictas. Artola y Rezusta están demostrando de qué madera están hechos y son muy peligrosos.

"Es un honor haber jugado contra Aimar, que es uno de los ídolos que llevo viendo desde niño ganando txapelas"

"Tengo claro que el titular de la pareja es Oinatz y mi objetivo es hacer buenos partidos"

Jon Ander Peña

Delantero de Baiko Pilota