España 26 - 21 Alemania

España se mete en semifinales

La selección estatal de balonmano gana a Alemania y jugará por las medallas ante Noruega o Rusia

15.12.2021 | 00:27
La portera de la selección española, Merche Castellanos.

España 26

Alemania 21

ESPAÑA: Castellanos, Navarro, Martín (3), Espínola, Alícia Fernández (3), Barbosa (2), Césareo, Gutiérrez (1), Silvia Arderius, Carmen Campos (7), Maitane Echeverría (3), Soledad López, Kaba Gassama, Ainhoa Hernández (2), Almudena Rodríguez (1) y Paula Arcos(4).

ALEMANIA: Eckerle, Filter, Lauenroth (2), Smits (1), Grijseels (3), Schmelzer (4), Bolk, Berger (1), Kalf (2), Petersen, Stolle, Zschocke (2), Degenhardt, Maidhof (6), Schulze y Stockschlader.

Parciales: 0-3, 2-5, 3-6, 7-8, 11-9, 14-10 (al descanso); 17-12, 18-15, 21-17, 22-17, 23-20 y 26-21.

Árbitros: Karina Christiansen y Line Hansen (Dinamarca). Exclusiones a Smits (2) y Zschocke por Alemania; y Kaba Gassama por España.

Incidencias: Encuentro de cuartos de final del Campeonato del Mundo disputado en el Palacio de Deportes de Granollers ante 1.600 espectadores.

El comienzo del partido no hizo presagiar un buen desenlace para la selección estatal de balonmano femenino, pero el conjunto dirigido por José Ignacio Prades se llevó con total merecimiento los cuartos de final ante Alemania (26-21) y ya espera rival en las semifinales del Mundial de España. Oponente que saldrá del encuentro que disputan esta tarde (17.30 horas) Noruega y Rusia.

Y es que las jugadoras germanas acabaron el duelo cariacontecidas, entre lágrimas. Sin comprender cómo habían dejado escapar a unas guerreras heridas y desorientadas. Porque el inicio fue descorazonador para el combinado estatal. Las españolas saltaron al parqué de Granollers perdidas. Sin saber muy bien a qué jugar. Ni qué hacer con la pelota. La consecuencia fue un bloqueo en ataque jamás visto en este campeonato mundial.

cambios necesarios


De hecho, cuando las de Prades lograron su primer tanto, el luminoso marcaba el minuto 8 y Alemania llevaba ya cuatro. Era evidente que el encuentro exigía cambios. Así que el seleccionador miró al banquillo y acertó. Carmen Campos, Paula Arcos y Maitane Etxeberria fueron el revulsivo necesario. Lideraron la reacción local y al cuarto parcial, España ya dominaba el marcador.

Contra todo pronóstico, las guerreras lograron irse al descanso cuatro arriba (14-10). Impensable después del mal comienzo. Pero la victoria aún no estaba en el bolsillo. Alemania era mucha Alemania. Así pues, las germanas vaciaron portería en busca de acercarse en el resultado. De no irse del partido.

Pero entonces emergió la figura de Merche Castellanos. La guardameta española y sus 12 paradas sujetaron a las guerreras en los momentos en los que el rival más apretó.

Con todo, Alemania se puso a dos (19-17), pero sus rápidos ataques dejaban lagunas importantes en su defensa, antes inexpugnable. Ainhoa Hernández, Alicia Fernández y Arcos, inteligentes, forzaron penaltis para aburrir. La cuchilla con la que se terminó de ajusticiar a Alemania. De esta forma, gracias a los siete metros, España se alejó seis goles, la renta máxima del encuentro (23-17). Por lo que los minutos finales solo sirvieron para que el pabellón de Granollers disfrutara de la victoria.

En el otro duelo de cuartos de final que se disputó ayer martes, Dinamarca doblegó a Brasil (30-25) gracias a una excelente labor de su guardameta Loft y su oponente en semifinales será el ganador del encuentro que enfrenta a las potentes Suecia y Francia esta tarde (20.30 horas).

noticias de deia