se disputará el 1 y 2 de junio

Bilbao será sede de la Final Four de la LEB

LA CITA, DE LA QUE SALDRÁ LA SEGUNDA PLAZA DE ASCENSO A LA  ACB y para la que los ‘hombres de negro’ aún deben clasificarse, se disputará el 1 y 2 de junio

09.02.2020 | 03:01
Jaylon Brown se cuelga del aro en el primer duelo del ‘play-off’ de ascenso contra el Palencia.Foto: Jose Mari Martínez

La cita, de la que saldrá la segunda plaza de ascenso a la ACB se disputará el 1y 2 de junio

Bilbao - La Comisión Ejecutiva de la Federación Española de Baloncesto anunció en la tarde de ayer que la Final Four de ascenso a la Liga Endesa, a celebrarse los días 1 y 2 de junio, tendrá lugar en Bilbao. El acuerdo se alcanzó por unanimidad, imponiéndose la candidatura de la entidad de Miribilla a la otra que había presentado la solicitud dentro del plazo establecido, la del Iberojet Palma. Para que la iniciativa de albergar este evento, del que saldrá la segunda escuadra en impulsarse hasta la ACB toda vez que el Betis ya lo logró como campeón de la temporada regular, colme los deseos del Bilbao Basket falta, evidentemente, que los hombres de negro puedan certificar su clasificación para participar en él. Por el momento, su eliminatoria de cuartos de final contra el Palencia marcha igualada a un triunfo después de que el conjunto de Carles Marco arrebatara el factor cancha a los de Álex Mumbrú en la cita del domingo. Los dos siguientes duelos se disputarán en tierras palentinas, el viernes a partir de las 21.30 horas de la noche y el domingo desde las 12.00, y el conjunto vizcaino está obligado a ganar al menos uno de ellos para que la serie vuelva a Miribilla para su desenlace definitivo.

Aunque los tiempos marcados por la Federación para hacer pública esta decisión son cuanto menos discutibles e inoportunos (todas las series de cuartos se encuentran aún en juego y es entendible que la noticia pueda levantar suspicacias en Palencia, al tiempo que carga de más presión al Bilbao Basket en el plano deportivo), la noticia ha sido recibida con agrado por el club vizcaino. Cuando desde la planta noble de Miribilla se apostó por presentar su candidatura oficial para organizar esta Final Four, hecho adelantado por este diario hace siete días, se hizo porque se consideraba que podía suponer un importante espaldarazo para las aspiraciones de los hombres de negro en su intento de regresar a la élite del baloncesto estatal. El principal aspecto que se tuvo en cuenta fue el económico, algo inevitable en una entidad inmersa en un proceso concursal. Estudiados los requisitos, se consideró que incluso en el peor de los escenarios posibles la balanza entre ingresos y gastos quedaría equilibrada e incluso dejaría un pequeño saldo positivo. ¿Y qué ocurriría si el Bilbao Basket no lograra clasificarse para la Final Four y la importantísima merma de asistencia que ello supondría? Desde el club aseguran que ese supuesto también fue analizado y no desembocaría en pérdidas económicas.

El Bilbao Basket consideraba que el atractivo y proyección de la ciudad, disponer de un pabellón con capacidad para 10.000 espectadores (el de Palma no llegaba ni a los 5.000 que se exigían en el pliegue de condiciones), la disponibilidad de infraestructuras hoteleras y la afluencia de espectadores a su sus encuentros, coronada con las dos magníficas entradas de las dos primeras citas del play-off, eran factores que jugaban a su favor y así ha acabado siendo. Ahora solo hace falta que los de Álex Mumbrú certifiquen su presencia en el evento del que saldrá el segundo equipo que logre ascender a la Liga Endesa.