La infancia de Zalla ayuda a rediseñar el parque de Ibaiondo

Los más pequeños ya pueden disfrutar de la zona infantil remodelada tras celebrar un proceso participativo

05.01.2022 | 00:39
El parque luce sus nuevos elementos.

 La infancia de Zalla apura los últimos días de vacaciones antes de retornar a las aulas para jugar en la calle pese al fin del tiempo primaveral de esta Navidad. En este sentido, cuentan con un nuevo espacio de esparcimiento: el parque infantil de Ibaiondo, a cuyo diseño contribuyeron los más pequeños mediante un proceso participativo, como ya hicieran anteriormente en el llamado parque de las ranas.

La propuesta seleccionada "el pasado mes de septiembre" opta por ganar espacio para el juego en el suelo especialmente preparado para amortiguar posibles resbalones y caídas y reforzar la seguridad de los elementos instalados para el uso de los usuarios de corta edad. Este parque infantil en concreto es muy utilizado por las familias que se dirigen al polideportivo. "Tras su modificación, se comenzará con la mejora del entorno de Lacabex, también nacido de la participación de la infancia", avanzan desde el Ayuntamiento.

Con la declaración del municipio como ciudad amiga de la infancia, Zalla consolidaba su apuesta por tener en cuenta las voces de la juventud al constituir un consejo en el que pudieran exponer sus puntos de vista. El Consistorio encartado "se embarcó en este ambicioso proyecto en septiembre de 2019 dentro del programa de Ciudades Amigas de la Infancia, que trata de ayudar a los municipios a cumplir con la convención sobre los derechos de los niños", explicaba entonces el alcalde, Juanra Urkijo. Los cinco objetivos de dicha convención se concretan en "el derecho a ser valorado, respetado y tratado justamente, el derecho a ser escuchado y escuchada, el derecho a servicios esenciales, el derecho a la seguridad y el derecho a ser niño o niña, además de un enfoque fundamental, como la equidad: nadie puede quedar atrás, uno de nuestros compromisos desde el inicio de la legislatura".

La pandemia obligó a modificar el formato del programa, que "no habría sido posible sin el compromiso mostrado por la infancia y adolescencia, padres y madres, centros educativos, la asociación de la mesa experta, personal técnico municipal y la concejala de Infancia", que trabajaron para que las sesiones pudieran mantenerse a pesar del confinamiento".

Del proceso surgieron cerca de setenta aportaciones canalizadas a través de los centros educativos, "muchas de las cuales ya se han materializado" y también entre las 160 propuestas recabadas en el proceso participativo del presupuesto de 2022, con un compromiso de invertir 50.000 euros en varias de ellas, figuran ideas que han planteado infancia y juventud.

noticias de deia