Ezkerraldea

La bolera de San Vicente gana en accesibilidad

El Ayuntamiento de Barakaldo invierte 32.000 euros en la colocación de una rampa peatonal en el equipamiento

10.06.2020 | 00:13
La bolera cuenta con una nueva rampa peatonal. Foto: B. U.

Barakaldo – A partir de ahora, la bolera de San Vicente será un espacio mucho más amable y accesible para las personas con movilidad reducida. Este cambio se debe al proyecto de creación de una rampa peatonal en este equipamiento que ha impulsado el Ayuntamiento de Barakaldo y en el que ha invertido alrededor de 32.000 euros. Con estos trabajos, desde Barakaldo Kirolak se da respuesta a una de las demandas históricas de los usuarios de estas instalaciones.

Y es que, con la ejecución de estos trabajos la mejora en materia de accesibilidad es indudable. La colocación de esta rampa que está acompañada de una barandilla servirá para facilitar sustancialmente el acceso a las instalaciones de aquellas personas que tengan movilidad reducida. De este modo, la bolera de San Vicente da un salto cualitativo en materia de calidad de sus instalaciones que le permitirá seguir siendo un lugar idóneo para acoger campeonatos de carácter territorial, vasco y estatal. Sin embargo, la creación de esta rampa peatonal y su correspondiente barandilla no ha sido la única obra que se ha ejecutado en este equipamiento. Asimismo, también se ha procedido a la mejora de la iluminación del acceso a este equipamiento para que, de esta manera, la mejora de la accesibilidad de las instalaciones sea de carácter integral.

La bolera de San Vicente es una de las instalaciones deportivas de la localidad fabril con más historia. No en vano, este equipamiento fue inaugurado en 1974 y, a lo largo de estos 46 años de vida ha sido la sede de numerosos campeonatos tanto de Bizkaia como de Euskadi y en estas instalaciones han llegado a celebrarse citas a nivel estatal. Por otra parte, esta bolera es el lugar de entrenamiento y juego habitual del Club San Vicente, una entidad que, actualmente, cuenta con cerca de 115 socios. Todos ellos podrán disfrutar de unas instalaciones más accesibles y amables merced a estas obras.

Apertura paulatina La bolera de San Vicente es una de las muchas instalaciones deportivas existentes en la localidad fabril. Las medidas de restricción de la movilidad y de distanciamiento social aplicadas para frenar la transmisión del coronavirus han obligado a mantener cerradas de forma temporal las instalaciones deportivas de la ciudad. Ese cierre se levantará a partir del próximo día 22, cuando se iniciará un periodo paulatino de apertura de los equipamientos deportivos. Así, esa misma jornada volverán a abrirse la pista de atletismo de la Ciudad Deportiva de San Vicente, las piscinas interiores del polideportivo de Lasesarre y las pistas de tenis y pádel tanto de Lasesarre como de Gorostiza. Para poder disfrutar de las piscinas veraniegas de Gorostiza, habrá que esperar hasta el próximo 1 de julio. En esa jornada, estas instalaciones abrirán con un 50% de aforo hasta nueva orden, mismo capacidad máxima que se aplicará a otros equipamientos como, por ejemplo, las piscinas interiores de Lasesarre. La campaña de piscinas de verano se extenderá hasta el 30 de septiembre.