Iago Aspas, más temible que nunca

03.12.2020 | 01:10
Iago Aspas controla el balón ante la oposición de Carlos Neva, en el Celta-Granada del domingo.

Iago Aspas, de vuelta a su mejor versión tras la llegada de Eduardo Coudet al banquillo del Celta, visitará San Mamés en estado de gracia después de su exhibición ante el Granada

Iago Aspas (Moaña, 1-VIII-1987) vuelve a ser Iago Aspas y eso, en la antesala de la visita del Celta a San Mamés, solo puede entenderse como una nefasta noticia para los intereses del Athletic, que tendrá enfrente el viernes a un futbolista capaz de desequilibrar toda clase de partidos por sí solo. El pasado domingo ante el Granada, para más inri, recordó que no solo sabe hacerlo a base de goles. También asistiendo, hasta el punto de firmar un pase de gol que no derivó en un puñado de ellos más por la escasa puntería de sus compañeros, toda vez que el mago de Moaña coleccionó hasta nueve pases clave para protagonizar así una de sus mayores exhibiciones como profesional. Se dice pronto, pues al delantero gallego, a sus 33 años, le sobra experiencia en la élite tras hacer carrera en Balaídos y probar fortuna en Liverpool y Sevilla.

Internacional absoluto desde su debut en noviembre de 2016 a las órdenes de Julen Lopetegui, Aspas puede presumir de haber ganado en tres ocasiones el trofeo Zarra como máximo goleador estatal en liga al conseguirlo de manera ininterrumpida en los cursos 2016-17, 2017-18 y 2018-19. Pero por encima de todo, el 10 celeste puede ovacionarse a sí mismo por haber contribuido y de qué manera a que el Celta no perdiera la categoría en las tres últimas temporadas. Referente y líder absoluto de un equipo en el que es parte del escudo de la entidad, suyos fueron también los primeros goles del conjunto celtiña esta temporada en un campeonato en el que su influencia en el juego se vio minimizada progresivamente hasta la destitución de Óscar García y la llegada de Eduardo Coudet. El técnico argentino, no en vano, ha recuperado para la causa al mejor Aspas, al que ha liberado en el campo rodeándolo de un cuarteto de atacantes que habla su mismo idioma y que ha hallado el modo de unir cualidades y virtudes sobre el verde sin que el colectivo pierda rigor defensivo.

No parecía tarea sencilla, pero Coudet, amante del 4-1-3-2, lo ha logrado para gozo de la hinchada celeste, que ha visto cómo las titularidades de Denis Suárez, Brais Méndez, Nolito y Santi Mina han impulsado la puesta en escena del Aspas más activo y determinante que se recuerda. Con Mina ejerciendo como punta de referencia, el de Moaña flota ahora por el campo en posiciones cercanas al gol por orden expresa del técnico argentino, quien no ha dudado en crear un ecosistema futbolístico destinado a multiplicar el impacto de un astro que se convirtió el domingo en el primer jugador capaz de generar esta temporada nueve ocasiones claras de gol en un partido.

463 días después, además, el Celta ganó en Primera División sin que marcara su estrella, lo cual fue celebrado también por un equipo en el que Aspas ha participado directamente en 137 de los 301 goles firmados por el club gallego en la máxima categoría con él en la plantilla. Dichos números, expuestos por Afouteza e corazón vía twitter, reflejan que el buque insignia celtiña participa directamente en el 45,5% de los goles del Celta con un total de 106 tantos y 31 asistencias, sumando en lo que va de curso cinco de las once dianas del conjunto gallego.

Mas allá de los números, no obstante, están las sensaciones, las cuales no pueden resultar más favorables en la actualidad para un Aspas que, tras completar por primera vez los once primeros partidos de una liga y reconocer públicamente que el Atlético llegó a interesarse por sus servicios, aterrizará en San Mamés después de no necesitar siquiera disparar a portería contra el Granada para elevar su dimensión como futbolista total y convertirse ya en el tercer máximo asistente en la historia del club.

ANTECEDENTES
 

En caso de atender a los antecedentes de Aspas contra el Athletic, el pasado recuerda que son seis goles en once enfrentamientos los que suma el 10, que solo ha ganado dos veces a los leones, por tres empates y seis derrotas. Su último tanto a los rojiblancos lo firmó en la octava jornada del pasado curso para dar la victoria por la mínima al Celta, mientras que en Bilbao vio portería en las campañas 2016-17 y 2018-19 sin que su aportación realizadora diera punto alguno a un equipo que vuelve a abrazarse a su figura, más temible que nunca, para impulsarse en la clasificación.

Athletic-Celta

"Iremos con todo", advierte Beltrán

Confianza renovada. El centrocampista del Celta, Fran Beltrán, hincó ayer el diente al choque de mañana ante el Athletic en San Mamés. Lo hizo, en declaraciones ofrecidas al departamento de prensa del club gallego, convencido de que "va a ser un partido difícil, porque el Athletic aprieta mucho en casa, pero no deja de ser un encuentro más en el que ellos expondrán sus ideas y nosotros debemos plasmar las nuestras para anteponerlas a las de ellos". "Iremos con todo y a por ellos", advirtió asimismo el futbolista madrileño, quien certificó con un gol el balsámico triunfo de su equipo contra el Granada el pasado domingo.

El gallego, autor de cinco de los once tantos del Celta, viene de generar nueve ocasiones claras de gol ante el Granada


noticias de deia