Gaizka Larrazabal prepara las maletas hacia un nuevo destino

El de Loiu, que no ha jugado minuto alguno en pretemporada, busca de una oportunidad que no tiene en el Athletic

21.09.2020 | 01:14
Gaizka Larrazabal, en una sesión en Lezama.

Es un caso abierto. La dirección deportiva del Athletic debe resolver en los próximos días el futuro de Gaizka Larrazabal (Loiu, 17 de diciembre de 1997), un futbolista que no entra en los planes de Gaizka Garitano y que ya prepara las maletas hacia un nuevo destino, una salida que parece cantada, pero que tendrá que madurarse más temprano que tarde cuando restan dos semanas hábiles del mercado de verano. Larrazabal, que curiosamente presumió de un rol muy importante en su etapa en el Bilbao con Garitano al frente de los cachorros, ha experimentado una atípica y complicada pretemporada que le ha impedido mostrarse y convencer al entrenador. Fue uno de los seis rojiblancos que dieron positivo por covid-19 el 11 de agosto, cuando la plantilla se sometió a las pruebas medicas en la víspera del inicio de los entrenamientos, y fue el último en superar la enfermedad, ya que no pudo volver al trabajo hasta el pasado día 10 después de costarle generar anticuerpos.

Esa demora ha lastrado a Larrazabal, que el pasado viernes salió señalado en el doble enfrentamiento amistoso que el Athletic disputó ante el Sevilla en San Pedro del Pinatar. El de Loiu viajó a tierras murcianas con la intención de disfrutar de sus primeros minutos de pretemporada, pero se quedó con las ganas, ya que Garitano prescindió de sus servicios pese a que el extremo derecho llegó a calentar durante el primero de los dos duelos. Larrazabal, Oier Zarraga y Jon Sillero fueron los únicos futbolistas que no llegaron a competir frente al conjunto sevillista. El loiutarra se llevó un chasco y recibió el mensaje. La puerta de salida la tiene aún más abierta, por lo que puede seguir el camino que han emprendido Gorka Guruzeta y Andoni López, que han rescindido sus contratos con el Athletic, que se guarda una opción de recompra, para recalar en el Sabadell y la UD Logroñés, respectivamente.

Es la misma fórmula que puede aplicarse en el caso Larrazabal, al que solo le queda una temporada de contrato con la entidad bilbaina. Su recorrido en el primer equipo se queda en once partidos oficiales, de los cuales ha sido titular en dos de ellos, con un minutaje de 333 minutos entre liga y Copa. Su último partido como león se remonta paradójicamente al derbi del pasado 17 de junio, dentro de la vigésimo novena jornada de liga anterior, ante el Eibar en Ipurua (2-2), donde vuelve a competir el Athletic este fin de semana. Larrazabal ejerció de inicio, aunque fue sustituido a los 66 minutos. El de Loiu ha recibido la llamada de varios equipos, un número mayor de ellos de LaLiga SmartBank, interesándose por su situación (Ponferradina, Zaragoza, Oviedo, entre otros), aunque también hay algún otro de LaLiga Santander, como el Cádiz o el propio Elche que necesita reforzarse, que no desdeñan una hipotética operación, pero el futbolista, a día de hoy, sigue en compás de espera. Mientras tanto, Larrazabal hoy volverá a trabajar en Lezama con el resto de compañeros tras disfrutar de dos días de descanso.

vivian repite


Por su parte, Daniel Vivian, el único futbolista cedido al uso por el Athletic, ha comenzado con buen pie en el Mirandés a nivel personal, ya que volvió a jugar los noventa minutos en el duelo que su equipo, dentro de la segunda jornada de LaLiga SmartBank, disputó en Anduva frente al Oviedo de Kuko Ziganda y que se cerró con tablas (1-1). El de Gasteiz, que renovó con el Athletic horas antes de confirmar su cesión al Mirandés, formó pareja en la zaga con Berrocal, aunque no pudieron evitar el empate ovetense en el descuento. Mientras tanto, Gorka Guruzeta, sobre el que el Athletic tiene una opción de recompra, debutó y jugó los noventa minutos con el Sabadell, que sucumbió en su visita al Rayo Vallecano de Andoni Iraola (2-1).