Los jóvenes se vacunan: "Nos da un respiro, pero no vamos a bajar la guardia"

La vacunación masiva de los jóvenes de 16 a 29 años ha comenzado este martes en Euskadi

20.07.2021 | 10:10
Jóvenes acuden a vacunarse a La Casilla en Bilbao

Muchos nervios, como si fuera el primer día de clase. Así se sentían Anabel y Luisa, dos jóvenes bilbainas de 20 años que esperaban esta mañana ser vacunadas en el pabellón de La Casilla. Con muchas ganas de poner fin a tantos miedos provocados por el azote del coronavirus este martes se ha iniciado la vacunación masiva del colectivo de 16 a 29 años en Euskadi.
La semana pasada ya se suministraron algunas vacunas a la población de 16 a 29 años en los diferentes puntos de vacunación la población más joven que se ha unido al proceso de inmunización del coronavirus. 

Noa Varela y Ainhoa Nuñez se sienten contentas y un poco más aliviadas. Estás dos amigas de 19 años de Bilbao consideran que han dado un paso más en este proceso de inmunización ."Cuanto más gente estemos vacunadas mucho mejor para lograr parar la propagación del virus. Esto es importante para todos, un paso más, pero no tenemos que bajar la guardia", reconocen estas jóvenes. Ellas han pasado el covid por lo tanto no tendrán que volver a vacunarse. "Ya hemos acabado. Yo me he quitado un peso de encima porque me voy de Erasmus en septiembre y estaba preocupada porque no sabía si iba a poder marcharme", dice Noa.


Tanto a Noa como a Ainhoa les costó mucho coger la cita on line para vacunarse, pero el tiempo invertido mereció la pena. "No nos podemos quejar. Somos de las primeras en tener la vacuna", dicen. 

La semana del 12 al 18 de julio, se han administrado un 12 % menos de vacunas que en la semana anterior, y un 21 % menos que en junio. En este sentido, en las próximas semanas se administrarán menos de 1.000 dosis semanales. El objetivo es hacer frente a las próximas semanas con la tasa de positividad disparada y con un aumento significativo de los contagios.

La mayoría de los jóvenes menores no recibirá la segunda dosis hasta septiembre. Se trata de una franja de edad importante, ya que la mayoría de las personas que se han contagiado en la denominada quinta ola tienen menos de 30 años, según los últimos datos. Al joven Iñigo Ruiz-Longarte le pondrán la segunda dosis el 10 de agosto. Él es uno de los cientos de jóvenes que han sido citados esta mañana en el pabellón de La Casilla en Bilbao para suministrarle la primera dosis: "Me han puesto la Pfizer. Tenía muchas ganas. Ahora me voy con la familia a Marbella unos días y regreso para la segunda en agosto", ha explicado este bilbaino de 19 años.


Naiara Hernández, de 24 años, confiesa sentirse un poco más aliviada tras la primera dosis aunque es consciente de que la inmunización no llegará para ella hasta finales de agosto. "Tenía ganas. Necesitamos poco a poco volver a la normalidad. Solo se podrá conseguir con la vacunación y respetando las normas establecidas", afirma. 


MÁS SEGURA PARA VIAJAR FUERA

Grecia Palestina Barahona de 18 años explica que era un poco reacia a vacunarse contra el coronavirus, pero reconoce que se la ha puesto porque eso le da una mayor tranquilidad a la hora de viajar fuera. En su opinión es injusto que se eche la culpa del aumento de los contagios solo a los jóvenes, porque "no todos lo hemos hecho mal".

La misma opinión comparte Eduardo Basabe, de 26 años: "Es normal que la población sin vacunar sea la que más se haya contagiado ahora, el resto de la población ya está inmunizada y por lógica tiene que ser así", dice. Aunque reconece que son muchos los jóvenes que "no han actuado guardando las distancias de seguridad" en los botellones y viajes fin de curso, Basabe cree excesivo que se les eche a ellos toda la culpa del incremento de positivos. "En las playas también hay mucha gente y no todos son jóvenes".  Eduardo asegura que tenía muchas ganas de vacunarse y ya tiene puesto la mirada en el 10 de agosto, fecha a la que le han citado para la segunda dosis. "No duele nada, ahora a ver si paso sin síntomas y a por la segunda". 


CITA PREVIA

Euskadi abrió el 10 de julio la cita previa para que todos los mayores de 16 años pudiesen vacunarse. La expectación fue máxima lo que provocó el colapso de la web. El primer día se citaron para inocular de la primera dosis a cerca de 80.000 jóvenes de los 270.000.

La mayoría de estos jóvenes recibirán la vacuna de Pfizer, que consiste en dos dosis con 21 días de separación entre una y otra. Es decir: la mayoría deberán ponerse la primera dosis en la segunda quincena de julio y la segunda dosis en la primera quincena de agosto.

En verano, por tanto, los más jóvenes recibirán las vacunas, en la medida de lo posible, para ayudar a reducir la elevada tasa de positividad.

noticias de deia