presentada una nueva convocatoria

Las becas no universitarias de Euskadi incluyen cambios para evitar ser recurridas

09.02.2020 | 16:16
Un aula vacía

La convocatoria aprobada este martes por el Gobierno vasco tiene un importe global de 55 millones

GASTEIZ.  Con estos cambios la consejera de Educación, Cristina Uriarte, ha explicado que se pretende que esta orden no sea anulada por el Tribunal Supremo, como lo han sido varios de los artículos de la convocatoria precedente y de otra relativa a las becas universitarias.

El Supremo argumentó para adoptar esa decisión que el sistema de Euskadi genera "importantes desigualdades" en el acceso a la educación por razón del territorio.

La convocatoria aprobada este martes tiene un importe global de 55 millones de euros e incluye becas y ayudas tanto para la enseñanza obligatoria (Infantil, Primaria, Secundaria Obligatoria, y enseñanzas elementales de Música y Danza) como para las etapas postobligatorias no universitarias.

La parte de la orden que contiene cambios es la relativa a las enseñanzas postobligatorias no universitarias, dotada de 7 millones, que comprende el Bachillerato, los ciclos de Formación Profesional, las Artes Plásticas y Diseño, las enseñanzas profesionales de Música y Danza, las deportivas, y las de idiomas en escuelas oficiales de titularidad de la administración educativa.

Tras las modificaciones efectuadas, los componentes de beca que podrá solicitar el alumnado de estas enseñanzas son los relativos a la cuantía fija ligada a la renta del solicitante, a la cuantía fija relacionada con la residencia durante el curso, a la beca básica, a la cuantía fija referente a la excelencia en el rendimiento académico y a las de cuantía variable.

Los umbrales de renta que se establecen para cada uno de estos componentes también se han cambiado.

La consejera ha vuelto a mostrar su malestar por lo que ha considerado una "nueva invasión de competencias" y ha denunciado el "interés político de homogeneizar el sistema de becas en el Estado", al tiempo que ha recordado que acordó con la ministra de Educación, Isabel Celaá, poner en marcha un grupo de trabajo para tratar de encauzar este conflicto.

La consejera también ha garantizado que obtendrán la ayuda económica todas las familias que cumplan los requisitos y, para ello, el importe de la convocatoria podría ser incrementado en caso de ser necesario.

No obstante, fuentes del Departamento han explicado que los cambios introducidos podrían reducir tanto las cuantías de las becas como el número de beneficiarios en las etapas postobligatorias no universitarias.

El plazo de presentación de solicitudes estará abierto del 30 de septiembre al 29 de octubre y la información estará disponible en la web del Departamento de Educación tras la publicación de la Orden en el Boletín Oficial del País Vasco.