Corinna: "Juan Carlos fue víctima de la reina Sofía y Rajoy"

Corinna revela que urdieron un plan para obligar al rey emérito a abdicar

18.09.2020 | 01:23
Juan Carlos I y Corinna en una imagen de archivo.

"Corinna saca las garras". Es el titular con el que el semanario francés Paris Match encabeza una entrevista exclusiva de ocho páginas con Corinna Larsen, donde la antigua amante del rey emérito se ha despachado con unas explosivas declaraciones que apuntan a la reina Sofía y a Mariano Rajoy, asegurando que Juan Carlos fue víctima de un "golpe de Estado interno" urdido por su propia familia para obligarle a abdicar, señalando directamente a la reina Sofía y al expresidente español como los responsables. Además, el semanario publica una foto inédita de Juan Carlos de Borbón en una barbacoa con el hijo de Corinna. En la imagen, captada en el porche de La Angorrilla, la residencia de Larsen en los años de su relación con el emérito, este aparece con un juvenil look, con bañador fluorescente y una gorra de rapero.

Según la princesa alemana, los problemas de salud de Juan Carlos y la aireada relación con ella que salió a la luz después del polémico safari en Botswana fueron las excusas para que el complot se materializara. La versión de Corinna relata que el emérito le confesó: "Tengo dos frentes contra mí. El primero está constituido por mi mujer y sus lugartenientes: ella tiene prisa en poner a su hijo en el trono porque tiene mucha más influencia sobre él que sobre mí. El segundo está encarnado por Mariano Rajoy, que tiene como objetivo castrarme y debilitar la monarquía". "La familia fomentaba un golpe de Estado y necesitaban a una extranjera para servirles como chivo expiatorio", zanja ella en sus declaraciones.

Corinna afirma que Juan Carlos I le comentó que su boda con la reina Sofía fue "arreglada" por Franco, pues su novia de entonces era considerada demasiado liberal, que la relación se estropeó a los pocos años y que llevaban vidas separadas desde hacía más de treinta años, sin compartir nunca dormitorio, pero que había un acuerdo entre ambos para representar juntos la Corona española.

En cuanto a los 65 millones de euros que le regaló, Corinna insiste en que lo hizo por afecto hacia ella y su hijo, y también porque no se fiaba de su familia si lo dejaba en el testamento. Asimismo, es muy crítica sobre la decisión de alejar al emérito y sobre su refugio en los Emiratos. "Durante una crisis de esta envergadura, la familia real hubiera tenido que permanecer unida. Enviar a un exrey, de salud frágil, al exilio, y eso en pleno covid, es irresponsable. Toda la familia real se ha beneficiado del tren de vida que les ha asegurado Juan Carlos. Repudiarle así es un poco desleal y me parece que es una falta de dignidad. Deberían reformar las instituciones".