37 razones para no bajar la guardia

Quedan más de 30 competencias pendientes en un momento clave en el panorama político

09.02.2020 | 20:17

Bilbao - Los constantes incumplimientos del Estatuto en su totalidad tienen un claro ejemplo, que son las 37 competencias pendientes de transferencia. Por tanto, 37 transferencias, más de 30 razones por las que seguir exigiendo el cumplimiento del Estatuto de Gernika. El actual gobierno socialista ha dejado caer en varias ocasiones que no tendría problema en negociar dichas transferencias, pero sin embargo hay escollos aun por esquivar para ello.

A los posibles tiras y aflojas se suma un panorama político inestable y en claro retroceso, por lo menos en lo verbal, en lo que respecta al autogobierno. Entre otras cuestiones, se reclaman la gestión del régimen económico de la Seguridad Social, las políticas pasivas de empleo y la inspección de trabajo. Por otra parte en lo que respecta a las infraestructuras, ocupan un papel destacado los aeropuertos de Loiu, Hondarribia y Foronda, o la inspección del transporte por carretera, las operaciones de búsqueda y salvamento de vidas y buques en el litoral vasco, entre otras.

Para Iñaki Anasagasti, además de completar el Estatuto, se debe trabajar en "la bilateralidad, blindar lo conseguido y que no lo cercenen leyes orgánicas". Ese planteamiento confederal "fue la esencia del llamado Plan Ibarretxe". En el horizonte, "yo como nacionalista diría que la independencia, pero está a muchas leguas".

Carlos Garaikoetxea habla de "otra etapa histórica. Aunque no vemos voluntad democrática en el Estado español, como aber-tzales mal podemos renunciar a un nuevo modelo de autogobierno en el que el derecho a decidir nuestro futuro político libremente no se ha recogido en una nueva negociación".

Hacia ese mayor autogobierno mira también el exlehendakari José Antonio Ardanza, que recuerda el Informe Zubia, que "tenía que habernos servido a todos para ir aproximándonos a un encaje de Estado como lo definía Miguel Herrero de Miñón, sigue siendo hoy una oportunidad perdida cuando las excusas del terrorismo hace tiempo desaparecieron, y el nacionalismo democrático vasco ha demostrado hasta la saciedad su voluntad de avanzar mediante el diálogo, el acuerdo y el pacto. - I. U.

noticias de deia