Lakua cree que el acuerdo puede ser un “referente”

Confía en que sirva para acometer cambios en la política penitenciaria

09.02.2020 | 15:34
Jonan Fernández.

bilbao - El Gobierno vasco cree que el acuerdo alcanzado ayer entre la Fiscalía, las asociaciones de víctimas y los 47 acusados en el macrosumario 11/13 es un paso en la buena dirección y puede servir como antecedente para cambios en el sistema de cumplimiento de penas. Así, el secretario general de Derechos Humanos, Convivencia y Cooperación del Gobierno vasco, Jonan Fernández, expresó que el pacto puede "ser una referencia" en ámbitos como el de la política penitenciaria, la reinserción o la Justicia restaurativa.

Jonan Fernández valoró "positivamente" la sentencia y destacó que esta resolución judicial favorecerá "la convivencia y el futuro", abriendo el camino para resolver procesos similares. Subrayó asimismo que este tipo de acuerdos han permitido superar determinadas "situaciones" y avanzar hacia delante en la resolución de conflictos.

Según Fernández, este pacto y otros que se han alcanzado en el pasado -desde que la izquierda abertzale optó por la estrategia de aceptar la legalidad y alcanzar acuerdos con la Fiscalía- "pueden servir de referencia para otros procesos y ámbitos, como, por ejemplo, el de la política penitenciaria, la Justicia restaurativa y la reinserción". De esta forma, el Ejecutivo vasco confía en que la vía del pacto se puede extender a los procesados en sumarios similares y pueda servir para flexibilizar las condiciones en materia de condenas.

Por su parte, el ministro del Interior en funciones, Fernando Grande-Marlaska, cree que el pacto refleja que "el trabajo de la Guardia Civil y la Policía Nacional ha sido un trabajo serio, firme, durante muchos años, diciendo que ETA era algo más que los comandos operativos" y que también englobaba a organizaciones del entorno de los presos. "De esto algo sé simplemente por los años que he estado trabajando" comentó en una comparecencia en Iruñea, donde se reunió con la presidenta navarra María Chivite.

Preguntado por el acuerdo alcanzado por los 47 acusados, el ministro recordó la lucha antiterrorista y la labor realizada por los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado que a su juicio "lucharon de una forma efectiva para que el Estado de derecho venciera a la sinrazón del terrorismo" de ETA. "Han reconocido que eran parte de la organización terrorista y esto lo dice todo, y si lo han reconocido es porque había pruebas. Ya solo les falta una cosa: hacer una autocrítica que ayude a la sociedad y sobre todo a las víctimas del terrorismo", argumentó.

Otro de los actores políticos en pronunciarse fue Podemos de la CAV, que espera que se terminen los macrosumarios relacionados con ETA en esta "nueva época" en la que ya no existe la banda. No obstante, los morados recordaron que todavía en este ciclo quedan cuestiones pendientes en el tema de víctimas y memoria. En una rueda de prensa, el secretario de Comunicación Andeka Larrea calificó de "bueno y positivo" que la mayoría de las 47 personas procesados por conformar el frente de makos no vayan a entrar en prisión.

De esta forma, Andeka Larrea se congratuló de que "prime la sensatez". Tras insistir en que valoran "de una forma positiva" que se alcance un acuerdo, espera que sirva para que "se pase página", después de que se abriera "esta nueva época en Euskadi hace mucho tiempo". El dirigente de Podemos reconoce asimismo que quedan temas de memoria pendientes, pero confía en que "a nivel judicial, vayamos pasando página y que macrosumarios de este tipo, que nos hacen recordar otros momentos de la historia reciente de Euskadi, vayan terminando".

"no merecen vestir la toga" Por último, el PP de la CAV aseguró ayer que los abogados condenados, "que trabajaban al servicio de ETA para controlar y dirigir" a los presos, "manchan el buen nombre de la abogacía y no merecen vestir la toga nunca más". El parlamentario Carmelo Barrio se hizo eco de las condenas del macrosumario y constató que los procesados tenían como principal misión "amarrar a los presos en la obediencia y sumisión a la banda terrorista" e "impedir el arrepentimiento, desvinculación y reinserción de los penados".

Por todo ello, Barrio critica que "los condenados incumplían su labor profesional de defensa" y asegura que la condena deja en evidencia un "falso relato" y "fortalece la memoria democrática en torno al terrorismo". El dirigente popular insistió en que la sentencia evidencia la "instrumentalización" que la izquierda abertzale quiere hacer de la sociedad vasca. "Mienten a la ciudadanía insistiendo de forma falsaria en que la Justicia persigue sin motivo a ciudadanos inocentes", argumentó. - DEIA