meatzaldea

El PNV se apoya en el PSE para liderar toda Meatzaldea

Los socialistas apoyan a los jeltzales en Trapagaran, Ortuella y Muskiz

Abanto-Zierbena entra en esta lista al perder los nacionalistas la mayoría

09.02.2020 | 06:14
Xabier Cuellar saluda al dantzari del aurresku. Foto: J. M. Martínez

Los socialistas apoyan a los jeltzales en Trapagaran, Ortuella y Muskiz

Muskiz - Meatzaldea vuelve a estar gobernada íntegramente por el PNV, partido que se impuso en los cinco municipios en las elecciones municipales como ya ocurriera también en los comicios de 2015. Los jeltzales seguirán a la cabeza de Muskiz, Trapagaran, Ortuella, Abanto-Zierbena y Zierbena. En los cuatro primeros pueblos lo hará gracias al PSE que posibilitó ayer la investidura de los nacionalistas. De los cuatro, Abanto-Zierbena -PNV 6, PSE 2-es el único que se estrena en este pacto PNV-PSE y es que hasta el 26 de mayo, su alcaldesa, -la jeltzale Maite Etxebarria-, ostentaba la mayoría absoluta. "El Partido Socialista nos ha dado su confianza hoy (por ayer). Han entendido que tenemos un proyecto para el municipio sólido y bueno para todos los vecinos y vecinas. Les agradecemos el gesto y esperamos entendimiento y colaboración para poder avanzar entre todos y todas", dijo la primera edil minera con la vista puesta ya en el gobierno de la localidad durante los próximos cuatro años.

Donde ya se habían entendido jeltzales y socialistas es en Ortuella -PNV 6, PSE 2- y en Muskiz -PNV 5, PSE 4-. "El pacto ha funcionado muy bien estos cuatro años. Y se ha visto refrendado por los vecinos ya que la suma PNV-PSE ha logrado más votos en estas elecciones. Así que ahora nos toca hablar para buscar un gobierno fuerte y estable para Ortuella", anunció el alcalde de este municipio, Saulo Nebreda.

"Hemos rubricado la firma de algo que empezamos hace cuatro años y ha sido bueno para Muskiz", expresó Borja Liaño, primer edil de una localidad en la que el acuerdo estará basado en principios "programáticos" como la redacción del nuevo plan general de ordenación urbana, la reforma de las zonas de juego o la mejora de la accesibilidad y la seguridad vial en los barrios.

En Trapagaran -PNV 7, PSE 5-, ambos grupos políticos tienen otro modelo de colaboración diferente. Así, estos cuatro últimos años, el PSE ha ayudado al PNV en la investidura del alcalde, Xabier Cuellar, -tal y como volvió a ocurrir ayer-, en la aprobación de los presupuestos municipales y la actualización de tasas y precios públicos. Este apoyo les servirá esta legislatura para "seguir impulsando Trapagaran, como reza nuestro lema", prometió el otra vez dirigente. Para ello, continuarán los proyectos ya iniciados "y que no habíamos podido cerrar antes de la campaña electoral por falta de tiempo o de dinero". Entre ellos, la urbanización de las calles Doctor Melero y Ramón y Cajal con lo que el Ayuntamiento obtenga de la venta de las 83 parcelas de garaje de la plaza Llano, la conclusión del parking de caravanas de La Reineta o el desarrollo urbanístico de espacios como la zona entre la estación y Salcedillo, "donde hay posibilidad de construir 400 viviendas".

En Meatzaldea quien continuará gobernando con mayoría absoluta es el alcalde de Zierbena, Iñigo de Loyola Ortuzar, quien fuera el primer edil de la desanexión del municipio, persona recuperada por los jeltzales hace cuatro años, mantiene la makila sin necesidad de pactos gracias a sus 6 concejales, el doble que EH Bildu.