senador electo de ERC

Romeva se encuentra ya en el Senado para tramitar su acta

09.02.2020 | 03:37
declaración del exconseller de Exteriores, Raül Romeva

Los diputados presos por el 'procés' se acreditan  hoy en el Congreso bajo supervisión policial

MADRID. Por su parte, los cuatros presos elegidos en los comicios del pasado 28 de  abril, Oriol Junqueras, de ERC, y Jordi Sànchez, Josep Rull y Jordi  Turull, de Junts, realizarán este lunes, bajo supervisión policial,  los trámites pertinentes para recoger sus respectivas actas de  diputados.

Estos electos, que están siendo juzgados por el proceso  independentista catalán, podían haber delegado en un intermediario la  entrega de sus credenciales, pero pidieron permiso a la Sala Segunda  del Tribunal Supremo y ésta les autorizó a hacerlo personalmente.

La providencia dictada por el Supremo establece que los cuatro  diputados presos, que saldrán de la prisión de Soto del Real "a  partir de las diez de la mañana", tendrán condiciones similares a las  que ha fijado el tribunal para el día de la constitución de las  Cortes Generales.

Todos ellos "deberán ser debidamente custodiados y adoptarse por  la Presidencia de ambas cámaras las decisiones oportunas para que  dichos trámites se practiquen sin dilación y para que sean  reintegrados al centro penitenciario a la mayor brevedad posible".

Así las cosas, los presos del 'procés' llegarán en un furgón de la  Guardia Civil al Palacio de la Carrera de San Jerónimo y, una vez en  su interior del garaje, quedarán bajo custodia de la Policía de la  Cámara Baja, que supervisará su estancia en la Cámara.

DISPOSITIVO ESPECIAL

Dado que los trámites que deben hacer los diputados electos para  recoger sus actas incluyen la entrega de distinta documentación, la  cumplimentación de hasta tres declaraciones escritas (de bienes, de  actividades y de intereses económicos), e incluso posar para la  fotografía de la ficha oficial del Congreso, los policías de la  Cámara deberán acompañarles por todo el recorrido a través de  sucesivas dependencias.

Además, la providencia del Supremo deja claro que ninguno de ellos  podrá ese día mantener reuniones o comparecer ante los medios de  comunicación, y nada más terminar su trámites deberán ser devueltos a  la prisión "sin dilación".

EL MARTES, SEGUNDA VISITA 

Tampoco podrán contactar con la prensa al día siguiente, cuando  acudirán al Congreso para asistir a la sesión constitutiva y, al  igual que el resto de sus señorías, jurar o prometer la Constitución  para adquirir la condición plena de diputado.

En esta segunda jornada, los cuatro presos serán llevados al  hemiciclo y allí permanecerán mientras dure la sesión, sin salir a  los pasillos. Tampoco hará falta porque el Salón de Plenos cuenta con  servicios y hasta con una cafetería.

Estando dentro tendrán libertad de movimiento y subirán y bajarán  al menos tres veces las escaleras del hemiciclo para participar en  las sucesivas votaciones para la nueva Mesa del Congreso. Eso sí,  nada más acabar la sesión deberán regresar a prisión.