Muere a los 85 años Abdul Qadir Jan, 'padre' de la bomba atómica paquistaní

El científico, gran impulsor del programa de desarrollo del armamento nuclear de su país, ha fallecido por complicaciones derivadas de la covid-19

10.10.2021 | 09:08
Abdul Qadir Jan, en una imagen de archivo.

El científico nuclear paquistaní A, gran impulsor del programa de desarrollo del armamento nuclear de su país, ha fallecido este domingo en Islamabad a los 85 años de edad por complicaciones derivadas de la covid-19.

La admiración de su figura en Pakistán contrasta con el escándalo internacional que le rodeó en 2004, cuando confesó su implicación en una trama de compraventa información nuclear a Corea del Norte, Libia e Irán.

Repudiado en su momento por el Gobierno, finalmente volvió a caer en gracia de las autoridades, en especial el entonces líder paquistaní Pervez Musharraf, tras pedir perdón ante el gran público y asegurar que había actuado en solitario.

No obstante, años después y en un entorno más tranquilo, insinuó que no había sido más que un cabeza de turco de una trama mucho mayor.

De hecho, en diciembre de 2006, la Comisión de Armas de Destrucción Masiva (WMDC, por sus siglas en inglés) dictaminó que Jan no podría haber actuado "sin la conciencia del Gobierno paquistaní" y, dos años después, Jan culpó a Musharraf del plan de proliferación, al describirle como el "gran jefe" de los acuerdos.

Su figura, no obstante, ha sido recordada con honores por las autoridades de un país para el que el armamento nuclear ha sido una salvaguarda contra su vecino y rival histórico, India. El propio científico nació en la localidad india de Bhopal, pero emigró junto con su familia a Pakistán cuando tenía once años, después de la partición del subcontinente.

El país realizó su primera prueba nuclear el 28 de mayo de 1998, una fiesta nacional conocida como "el día de la grandeza".

"La nación queda enormemente en deuda con él por su contribución a nuestra capacidad defensiva. Ha sido una pérdida inmensa", escribió en Twitter el ministro de Defensa paquistaní Pervez Jatak, como también recordó el primer ministro del país, Imran Jan -a quien el científico le afeó en los días previos a su fallecimiento que no se interesara por su estado de salud-.

"Profundamente entristecido por el fallecimiento del doctor Jan. Fue amado por nuestra nación debido a su contribución fundamental para convertirnos en un estado con armas nucleares. Esto nos ha brindado seguridad contra un vecino nuclear. Para el pueblo de Pakistán fue un icono nacional", ha escrito el primer ministro en la red social.

noticias de deia