Biden promete suministrar 200 millones de vacunas antes de mayo

En su primera rueda de prensa califica de "inaceptable" la situación de los menores migrantes acogidos en la frontera

26.03.2021 | 00:49
Biden en la conferencia.

El presidente de EE.UU., Joe Biden, brindó ayer jueves la primera rueda de prensa de su mandato. En la comparecencia trató diversos temas de gran importancia para los estadounidenses. Desde un primer momento dejó claro que se presentaría a las próximas elecciones en 2024.

Biden anunció que prevé aumentar el número de vacunas a 200 millones durante sus 100 primeros días de mandato. "Sé que es ambicioso, pero ningún otro país se acerca siquiera a lo que estamos haciendo. Creo que podemos" destacó.

A propósito de la crisis migratoria, que afecta a miles de menores, manifestó su descontento porque México se niega a acoger a las familias migrantes que EE.UU. deporta por haber cruzado irregularmente la frontera, acogiéndose a una norma implementada por Trump, quien "desmanteló todos los elementos existentes para tratar con lo que ha sido y sigue siendo un problema por un largo tiempo", remarcó Biden.

En cuanto el conflicto con Afganistán, Biden comunicó que retirará las tropas estadounidenses en un corto plazo de tiempo, pero que no podrá hacerlo para la fecha establecida por Trump. A pesar de la negativa de hacerlo antes del 1 de mayo, se cree posible que dentro de 6 meses pueda ser una realidad.

Por otra parte, el mandatario advirtió que se planteará adoptar "respuestas" si Corea del Norte sigue disparando misiles balísticos. "Estamos consultando con nuestros aliados y socios y habrá respuestas si eligen aumentar la tensión. Responderemos de forma adecuada", aseguró Biden, quien reconoció que Norcorea sigue siendo la principal amenaza.

Además recalcó que no permitirá que China se convierta en la primera potencia mundial mientras él esté en el poder, y que también obligará a Pekín a "rendir cuentas" por sus actos. A pesar de dicha advertencia, expresó que EE.UU. no busca la "confrontación", pero es consciente de que sí seguirá teniendo una "competición dura" con ese país.

También prometió hacer todo lo posible para frenar a los republicanos, ya que están restringiendo el derecho al voto mediante la aprobación de leyes en los parlamentos estatales que dominan.