Iritzia

¿Nos cabe una segunda oportunidad con los socialistas?

¿Por qué no implicarse en la gobernabilidad del Estado a cambio de la capacidad de dirigir políticas claves para Euskadi como la industrial? Hace más de un cuarto de siglo, un PSOE  más fuerte que el actual ya planteó la posibilidad de ese ministerio, que EAJ-PNV desestimó. Quiero pensar que ahora aquella oportunidad puede volver a presentarse

09.02.2020 | 04:17
Tribuna abierta

VAN para 26 años que el PSOE de Felipe González ofreció a EAJ-PNV la posibilidad de que entrara en el nuevo equipo del Gobierno central con la responsabilidad de asumir la cartera de Industria y Energía. Después de un debate interno, intenso y extenso, con la Asamblea Nacional abierta, EAJ-PNV decidió no aceptar la oferta.

Analizando esa decisión, después de lo que ha ocurrido todos estos años, vemos que seguramente no fue la decisión más acertada, o sí. Eran los tiempos en los que empezaba ya el declive de Felipe González, con todo el escándalo de Roldán, director general de la Guardia Civil, y podía mezclarnos en aquel lodazal.

En el devenir del nacionalismo, sin duda, fue una decisión que ha tenido mucha importancia. En tiempos de la República, en plena Guerra Civil, EAJ-PNV tuvo como ministro de Justicia al jeltzale Manuel de Irujo, con la responsabilidad que ello implicaba y lo que suponía un ministro nacionalista vasco en el Gobierno central.

En estos 26 años hemos asistido a políticas industriales erráticas que no han ayudado mucho al esfuerzo ingente que los empresarios vascos, apoyados por el Gobierno vasco, han venido realizando.

¿Hubiera mejorado la situación con un ministro que supiera y desarrollara una política industrial coherente? Yo creo que sí. Además, hubiéramos estado en los Consejos de Ministros de Industria de la Unión Europea, con toda la información e impulso que ello supone.

Es verdad que posteriormente el gobierno de Aznar de 1996 llegó a ofrecer a EAJ-PNV el Ministerio de Fomento y también se rechazó. ¿Qué hubiera sido de los puertos vascos, del AVE, etc.?

Creo que perdimos oportunidades porque, al fin y al cabo, les seguíamos dando apoyo parlamentario y, por tanto, nos implicábamos en esa gobernabilidad a la que luego no sacábamos todo el rendimiento político adecuado que se plasmara en medidas que sirvieran al bienestar de los vascos.

Ha acabado esta época de campañas electorales y ahora procede abordar la constitución de las diferentes instituciones.

En el año 1993, el PSOE obtuvo 159 escaños, por 18 de IU y 17 de CIU. EAJ-PNV obtuvo 5 escaños y el PSOE le ofreció el Ministerio de Industria.

En estas pasadas elecciones generales del 28-A, el PSOE ha sacado 132 escaños y EAJ-PNV, 6 escaños y la posición relativa para conseguir mayorías, con Podemos incluido, es mayor ahora.

Creo que para que se puedan abordar las políticas industriales que el lehendakari Iñigo Urkullu describió en la jornada de Elkargi en Donostia referentes a la transición energética, digitalización y lo referente al sector del automóvil, es necesario tener influencia en el Ministerio de Industria.

Quiero pensar que aquella oportunidad puede volver a presentarse y me gustaría que se aceptara el reto que supone poder orientar el futuro de nuestra sociedad bajo una perspectiva económica de corte industrial.

Animo a nuestros dirigentes a que de esta coyuntura salga una efectiva asunción de responsabilidades para nuestro futuro.

Blogs de Deia
Foros Deia